20 de Septiembre de 2018

Quintana Roo

Gasolinazo debilita economía en comedores y tiendas escolares

Los encargados aumentarán precios ante el incremento en combustibles y Gas LP.

Los alumnos podrían gastar hasta 30 pesos por el desayuno. (Jesús Tijerina/SIPSE)
Los alumnos podrían gastar hasta 30 pesos por el desayuno. (Jesús Tijerina/SIPSE)
Compartir en Facebook Gasolinazo debilita economía en comedores y tiendas escolaresCompartir en Twiiter Gasolinazo debilita economía en comedores y tiendas escolares

Pedro Olive/SIPSE
CANCÚN, Q. Roo.- Como consecuencia del aumento de la gasolina y liberación del precio del gas, a partir del lunes los platillos escolares aumentarán entre uno y tres pesos, por ejemplo, las empanadas costarán siete pesos, cuando hasta diciembre del año pasado se comercializaban en cinco; lo anterior fue dado a conocer por Josué Medina Mena, administrador de la tienda escolar “La Corregidora”, en la 228. 

La medida de incremento a los alimentos será aplicada en todas las escuelas con tienda o comedor escolar en el estado, a raíz de los aumentos en el precio de los combustibles y gas LP, que fueron anunciados antes de concluir el año pasado.

También te puede interesar: Comedores escolares, listos para el próximo período escolar

“La medida fue consultada con todos los administradores de las tiendas escolares, los precios de todos los productos se van a la alza, hay que pagar servicios, proveedores, dejar un porcentaje en la dirección de la escuela, los empleados, y con los aumentos, nos ahorcamos, por eso buscamos que no sea mucho el incremento en los alimentos”, dijo Medina Mena.

Anteriormente los padres de familia preparaban los alimentos y se los daban a los niños desde temprano, o bien, los llevaban a la hora del receso, para que los menores tuvieran un alimento fresco; sin embargo, por cuestiones laborales por parte de las mamás, esto ha ido disminuyendo, siendo ahora menos las madres que llevan desayuno a sus hijos.

En los últimos dos años, el problema que ha surgido entre padres de familia, sector salud, tiendas escolares y los mismos alumnos, tiene que ver con la calidad de los alimentos, pues representantes de la Secretaría de Salud, aseguran que los desayunos de las escuelas no se elaboran apegados al manual de preparación, los menores no quieren cosas “sanas”, y los padres consienten a sus hijos.

En promedio, por cada niño, un padre gastaba 15 pesos por tres empanadas, más siete de un jugo, es decir 22 pesos; ahora el gasto podría subir hasta los 30 pesos por menor, considerando una alimentación “completa”, según las ofertas de las tiendas escolares.

Dentro de las alternativas propuestas por la Sociedad de Padres de Familia, está el que ellos retomen la iniciativa de preparar algo en casa y mandarlo desde temprano, o llevarlo a la hora del recreo.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios