12 de Diciembre de 2019

Cancún

Xcaret quiere tener 5 mil habitaciones y un parque en Yucatán

El presidente del Grupo, Miguel Quintana adelantó que los planes de expansión ya están en marcha.

(Needpix)
(Needpix)
Compartir en Facebook Xcaret quiere tener 5 mil habitaciones y un parque en YucatánCompartir en Twiiter Xcaret quiere tener 5 mil habitaciones y un parque en Yucatán

Agencia
CANCÚN, Q. Roo.- A lo largo de tres décadas Grupo Xcaret no ha dejado de reinventarse y su creador ha dejado claro que no lo dejará de hacer: En los próximos ocho años, grupo invertirá 400 millones de dólares –a razón de 50 millones de dólares anuales– a fin de alcanzar las 5 mil 400 habitaciones, además de edificar un nuevo parque en Yucatán, que se sumará a los siete que ya tiene en México.

Miguel Quintana Pali, presidente del Grupo Xcaret, reveló a El Financiero que la empresa que preside actualmente construye un par de hoteles en las inmediaciones del parque, que suman en conjunto 973 cuartos, a los que se agregarán tres inmuebles por construir.

También te puede interesar: Alejandro Sanz viene a Xcaret en octubre

“Tenemos en obra dos hoteles: un pequeño hotel boutique con 73 habitaciones; y otro de 900 habitaciones, que es el Hotel Xcaret Arte, en donde cada edificio será de artistas mexicanos: poetas, músicos, artesanos. Cada una de las habitaciones va a tener el nombre de los artistas”, detalló.

La expansión de la empresa será ardua, pero siempre anteponiendo la sustentabilidad. En esa línea, la firma mexicana espera tener 5 mil 400 habitaciones rumbo a 2027.

“Va a haber otros tres hoteles, en total, dentro de 8 años vamos a tener 5 mil 400 habitaciones (…) En cuanto a parques, estamos preparando la apertura de uno más en Yucatán, el cual lleva cinco años en obra”, adelantó Quintana.

Xcaret fundó el concepto de ‘toda la diversión incluida’

La experiencia como dueño de parques temáticos llevó a Quintana a repensar el concepto que lo catapultó como uno de los principales operadores de tours turísticos.

Por tanto, cuenta el presidente de la empresa, decidió incluir en Xcaret un complejo de alojamiento de 900 habitación, el cual, combinado con el acceso a cada uno de los parques del grupo, conformó el primer concepto ‘all fun inclusive’ o toda la diversión incluida.

“Todos los parques y tours que nosotros realizamos son una extensión del hotel, esto quiere decir que cualquier huésped del hotel puede visitar cualquier parque, tour o zona arqueológica. Todo ello está incluido, son unas vacaciones completas. Allí tenemos un concepto ganador”, dijo.

El proyecto que pasó de ser una casa a un parque ecoturístico

Miguel Quintana relató que su aventura en Grupo Xcaret comenzó como proyecto personal, cuando buscaba construir una casa en 5 hectáreas en Xcaret, Quintana Roo alrededor del año 1985.

 “(Todo) comenzó accidentalmente en 1985, cuando me hice de un terreno aquí en Xcaret porque tenía un proyecto personal. Y al irlo desarrollando me fui dando cuenta que no podía ser algo privado, tendría que ser público”, contó Quintana en entrevista.

Para evitar privatizar el ‘paraíso’, el empresario decidió cambiar radicalmente el proyecto de construcción. Después de repensar la obra, habló con los hermanos Constandse –actuales socios de la firma turística y quienes le habían vendido entonces el terreno– para dar un giro completo e idear el primer parque turístico del grupo.

“De las 5 hectáreas iniciales para la construcción de una casa personal, me vendieron 60 hectáreas más para desarrollar un parque, porque el proyecto era muy bello y complejo como para privatizarlo”, recuerda Quintana.

El primer parque Xcaret nació como un proyecto ecológico, ligado con la naturaleza y con una profunda raíz prehispánica, en donde cultura y gastronomía guiaron la propuesta turística.

A casi tres décadas del primer ‘accidente’, el fundador de Grupo Xcaret cuenta con siete parques temáticos en donde la mezcla entre naturaleza y cultura maya reciben a los viajeros.

Además el grupo turístico es uno de los principales promotores de las visitas guiadas a zonas arqueológicas como Chichen Itzá, Tulum y Cobá.

El crecimiento sostenido de Quintana Roo como una potencia turística benefició el proyecto del arquitecto mexicano, quien asegura que, desde la apertura del parque ecológico en 1990, la llegada de visitantes no ha dejado de incrementar año con año.

Después del éxito de este parque, el arquitecto notó que su papel como ‘parquero’ era importante en la región, sobre todo para potenciar las atracciones turísticas en el sureste del país.

(Con información de El Financiero)

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name