16 de Octubre de 2018

Quintana Roo

Adictos al Internet dejan de ejercitar el cerebro

Esta situación impide el desarrollo de una vida social normal, lo que puede provocar un descenso de la productividad.

El uso inadecuado del Internet suele ir asociado a patrones patológicos de depresión, fobias y aislamiento. (Sergio Orozco/SIPSE)
El uso inadecuado del Internet suele ir asociado a patrones patológicos de depresión, fobias y aislamiento. (Sergio Orozco/SIPSE)
Compartir en Facebook Adictos al Internet dejan de ejercitar el cerebro Compartir en Twiiter Adictos al Internet dejan de ejercitar el cerebro

Licety Díaz/SIPSE
CANCÚN, Q. Roo.- La llegada de Internet trajo a la humanidad una herramienta adaptativa y útil, sin embargo, también con el desarrollo de los buscadores de información, vino la otra cara de la moneda: la adicción y la influencia en la forma de pensar en los seres humanos, dijo Jimena Lasa Aguilar, coordinadora del área de psicología del Sistema para el Desarrollo Integral de la Familia (DIF).

La información excesiva de consultar las redes sociales, páginas, videos, etcétera, hace que el cerebro tenga un proceso de la información a modo de no perder tiempo, pues el impacto de conexión y la velocidad de recepción diaria, ya se aprenden a analizar de otra manera.

Afecta la vida social 

La forma de seleccionar, guardar y administrar en el cerebro con el desarrollo de la tecnología ya no es igual. El impacto de conexión, desde el proceso de observación y el tiempo de respuesta para almacenar en la memoria, también es diferente.

Se derivan trastornos de personalidad al caer en la adicción a Internet, lo cual impide el desarrollo de una vida social normal. Esta situación afecta al individuo, lo cual puede provocar un descenso de la productividad.

La especialista citó como ejemplo que los adictos al vínculo social, sienten una necesidad compulsiva de mantenerse conectados a su grupo de contactos en las redes sociales en todo momento.

Se deja de ejercitar el cerebro 

La psicoterapeuta y especialista en desarrollo humano, Nelly Prieto Mendoza, comentó que tras la tendencia de recordar sólo aquello que creemos que no estará disponible en Internet, muchos dejan de ejercitar la parte del cerebro que se enfoca a los procesos complejos como la toma de decisiones o la planeación.

El uso inadecuado, excesivo y problemático de Internet suele ir asociado a patrones patológicos de depresión, fobias y aislamiento, por lo que hay que supervisar y controlar los tiempos de navegación.

Un experimento reciente, por parte de una psicóloga de la Universidad de Columbia, confirma la capacidad de adaptación del cerebro y la influencia que la tecnología tiene en actividades mentales como la memoria.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios