22 de Septiembre de 2018

Riviera Maya

Nació en Playa del Carmen hace casi 100 años; vive su vida en un paraíso

La mujer más longeva recuerda como inició uno de los polo turísticos más conocidos de México.

Playa del Carmen inició con unas cuantas familias, quienes vivían de forma con lo que tenían a la mano. (Octavio Martínez/SIPSE)
Playa del Carmen inició con unas cuantas familias, quienes vivían de forma con lo que tenían a la mano. (Octavio Martínez/SIPSE)
Compartir en Facebook Nació en Playa del Carmen hace casi 100 años; vive su vida en un paraísoCompartir en Twiiter Nació en Playa del Carmen hace casi 100 años; vive su vida en un paraíso

Octavio Martínez/SIPSE
PLAYA DEL CARMEN, Q. Roo.- “Cuando yo abrí mis ojos Playa del Carmen era ya Playa del Carmen, pero no había mucha gente”, recuerda doña Lucía Uc Dzib, quien no recuerda bien si tiene 94 o 96, es reconocida por los fundadores de la ciudad como la persona más longeva nacida en Playa del Carmen.

Y la imprecisión de su fecha de nacimiento se debe a que ella formó parte de los primeros asentamientos humanos, cuando aún no contaban con un registro de nacimientos y vivieron mayormente en las cercanías de lo que ahora es el parque Fundadores, justo donde su padre, Domingo Dzib, construyó una palapa donde doña Lucía vio por primera vez la luz, en un día — según hilvana su memoria— cercano al mes de diciembre, a principios de la segunda década del siglo pasado.

La escena de aquellos días, teñida por el amplio color del mar, la selva y el sonido que emitía la fauna de la región, era un espectáculo que solo algunos cuantos podían disfrutar, ya que en el censo más antiguo donde se menciona a Playa del Carmen —con la categoría de montería chiclera— que data de 1921, se informa que habitaban en el lugar 33 hombres y 27 mujeres, datos que fueron publicados por Raymundo Tineo Celaya, cronista de la ciudad, en su obra “Playa del Carmen a través del Tiempo” (2007), editada el Fondo Editorial de Solidaridad.

El origen del nombre

Dicho conteo fue realizado casi 19 años después del vestigio más remoto para nombrar el lugar, y del cual Raymundo Tineo da cuenta que un 14 de noviembre de 1902, el señor Ángel Rivas, gerente de la compañía chiclera Colonizadora del Oriente Peninsular, llamó por primera vez al lugar ‘Del Carmen’, en agradecimiento al entonces presidente de la República, Porfirio Díaz Mori, ya que su esposa se llamaba Carmen Romero Rubio.

Apenas había casas, como cuatro o cinco casas, éramos pura familia", contó doña Lucia.

Sin embargo, esta es una de las vertientes en cuanto al origen del nombre, en cuyo debate también han sugerido que se debe a la asociación con la advocación  católica de la virgen María, que se nombra también Virgen del Carmen y que en algún momento, se difundió, se había aparecido a los fundadores de la población.

También te puede interesar: ¡Fiesta! Playa del Carmen cumplirá 113 años de vida

Las familias que se asentaron —de acuerdo con memorias de las estirpes de los fundadores— eran mayormente católicas, por ello se edificó la capilla en lo que ahora es la Quinta Avenida con Juárez, la que se convertiría en el símbolo icónico de Playa del Carmen; la estructura fue edificada, según el cronista de la ciudad, a finales de la década de los años 50 del siglo XX.

No obstante, recuerda doña Lucía, la población no tenía ni la más mínima idea de lo que iba a pasar años después con el detonante turístico, y sólo se satisfacían con tener una vida alejada de los centros poblacionales, como los pueblos del Estado de Yucatán, o apenas cruzar a través de un velero de forma esporádica a la isla de Cozumel, en donde iban simplemente por un paseo recreativo, o un plan más diligente al ser éste el enlace jurídico con los niveles superiores de Gobierno.

“Apenas había casas, como cuatro o cinco casas, éramos pura familia, cuando mucho 10 casas, estaban las chicleras por aquí (…) comíamos puro pescado, cuando había tiempo de ir a tirar (cazar) comíamos carne, no estaba prohibido, había puro monte. Se pescaba parguitos con tarraya, el coronado cuando había su tiempo, lo freíamos con el aceite de coco, pero cuando no había se mataba un cochino y usábamos su manteca”, contó doña Lucía.

Abren el camino a Playa del Carmen

Conforme el tiempo pasaba, aquel asentamiento que en los albores del siglo XX fundó el matrimonio de José Quian y Juana López, comenzaba su metamorfosis con dirección a un cambio de vida para las familias fundadoras y, se acentuó aún más cuando en 1962, año que el cronista señala se inició la construcción del camino Playa del Carmen–Puerto Juárez y que pasaría también por lo que prontamente se nombraría Cancún.

“Cuando salió la carretera (se construyó) fue cuando empezó a llegar mucha gente, empezamos a ver que llegaban gringos, venían por acá, las personas que llegaron muchos ya se murieron, ellos empezaron a poner carnicerías  y otros negocios; empezó a venir la gente por uno y por uno y hasta la fecha siguen llegando;  hasta les regalaban los terrenos donde les gustara”, expone.

 Y aunque doña Lucía y los suyos han tenido que soportar los embates de la naturaleza a través de huracanes, que a su vez les provocó en su momento escasez de productos básicos, nunca pensaron en abandonar este sitio, que alguna vez fue forjado en su origen por pobladores que jamás imaginaron que un día se convertiría en un polo turístico tan importante como lo es hoy.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios