18 de Diciembre de 2017

Chetumal

Mujeres apuestan por la lombricultura en el Pueblo Mágico

Debido a su bajo costo y que no ocasiona daños al medio ambiente los productores prefieren el abono orgánico.

Prevén que Bacalar, podría ser un municipio modelo en la aplicación de esta tecnología natural en las comunidades rurales. (Javier Ortiz/SIPSE)
Prevén que Bacalar, podría ser un municipio modelo en la aplicación de esta tecnología natural en las comunidades rurales. (Javier Ortiz/SIPSE)
Compartir en Facebook Mujeres apuestan por la lombricultura en el Pueblo MágicoCompartir en Twiiter Mujeres apuestan por la lombricultura en el Pueblo Mágico

Javier Ortiz/SIPSE
BACALAR, Q. Roo.- Productores del municipio se están inclinando por el abono orgánico que les reduce costos hasta en un 80% y no afecta el medio ambiente, como una de las formas más viables de recuperar la rentabilidad del campo bacalarense.

Paulino Balam Citul, habitante de la comunidad de Altos de Sevilla, desde hace dos años utiliza fertilizante orgánico que adquiere a un costo 80% abajo del químico, lo que hace menos costoso el cultivo de sus tres hectáreas de maíz, pues mientras el fertilizante químico lo adquiere a 70 pesos el litro, el orgánico lo consigue a 30 pesos el kilogramo, que preparado equivale a un litro, con la ventaja de que no contamina el subsuelo.

Samuel Chávez Solís, representante de la empresa Vermi-Maya, que produce fertilizante orgánico a base de lombricultura, aseguró que la condición natural de estos fertilizantes ayudan a potencializar las plantas en todos sus contextos, como: la sanidad, floración, fructificación, morfología, concentración en lo general con olor, color y sabor, así como fortaleza y mayor vida de anaquel.

Bio-fertilizantes altamente benéficos

Con 10 años trabajando este sistema natural, asegura que la fertilización con estos bio-fertilizantes tiene grandes beneficios para cultivos como el frijol, maíz, sorgo, trigo, soya, chiles habaneros, jalapeños, tomates jitomates, cebollas, piñas, cocos, cañas de azúcar, cítricos, como limones, naranjas, mandarinas, y producidos en invernaderos o a cielo abierto.

Indicó que se pretende inculcar la cultura del uso de fertilizante orgánico, lo que les reducirá costos y hará más redituable su cultivo.

Todo esto a diferencia de los enormes daños ocasionados por el abuso de fertilizantes químicos y su poca aportación a los cultivos y recuperación de los suelos, que son obligados a ser más fértiles de manera artificial.

El representante de la empresa Vermi-Maya, aseguró que los fertilizantes orgánicos, son la mejor opción en calidad y precio, para lograr tener más y mejores cosechas sin poner en riesgo a quienes lo manejan.

Para el cultivo de una hectárea de maíz se utilizan en promedio cuatro bultos de fertilizante químico al momento de sembrar y, adicionalmente, dos más en medio del desarrollo, lo que significa seis de 50 kilogramos, con un precio promedio de 700 pesos cada uno, lo que suma aproximadamente cuatro mil 200 pesos; mientras que con un programa de aplicaciones de fertilizante orgánico, se utilizarían entre 50 y 60 litros que no sumarían más de dos mil pesos; es decir, casi el 50% menos y sin dañar a nadie.

Mujeres fertilizan el campo bacalarense

La misma necesidad de recuperar la rentabilidad del campo bacalarense, ha orillado a un grupo de mujeres que habitan en la comunidad 18 de Marzo a dedicarse desde hace tres años, a la elaboración de fertilizante orgánico en sus presentaciones de polvo y líquido, cuyo precio es 50% más barato que el químico, pues mientras el litro de este último tiene un costo superior a los 78 pesos, el orgánico lo venden a 30 pesos el kilogramo, que equivale a un litro preparado.

A raíz de la demanda que han tenido, lo elaboran en dos presentaciones: en polvo y en ácido humínico, para lo cual se llevan aproximadamente siete meses para tener la composta debidamente elaborada por la descomposición del desecho orgánico.

José Luis Sánchez Ciau, presidente de la Fundación Produce en Quintana Roo, señaló que mediante la adopción de técnicas de abono orgánico al campo, se podría recuperar de manera inmediata la rentabilidad del agro.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios