18 de Agosto de 2018

Quintana Roo

No sé si me tienen envidia… yo no hago daño a nadie

Quemaron una palapa que servía para la venta de pan de elote, saborines y golosinas.

La familia afectada se identificó con el apellido Ayala. (Raúl Balam/SIPSE)
La familia afectada se identificó con el apellido Ayala. (Raúl Balam/SIPSE)
Compartir en Facebook <i>No sé si me tienen envidia… yo no hago daño a nadie</i>Compartir en Twiiter <i>No sé si me tienen envidia… yo no hago daño a nadie</i>

Raúl Balam/SIPSE
KANTUNILKÍN, Q. Roo.- Una familia que sólo se identificó con el apellido Ayala, de la comunidad de Valladolid Nuevo, pidieron la intervención de la Policía Municipal para que intensifique sus recorridos porque la madrugada de ayer, unas personas aún no identificadas quemaron una palapita que servía como sede para la venta de todo tipo de productos (pan de elote, saborines y golosinas).

Explicaron que la palapa estaba a un costado de la carretera y lo más extraño ni vecinos se dieron cuenta cuando fue incendiado y está ubicado en un lugar estratégico por ser el cruce de todo tipo de vehículos que se dirigen hacia la ciudad de Cancún y Kantunilkín, cabecera del municipio Lázaro Cárdenas.

“No sé si me tienen envidia, pero todos los días tengo que buscar el sustento de mi familia a temprana hora y yo no hago daño a nadie, porque realmente es poco lo que gano”, reveló una de las afectadas.

Toque de queda

Cabe recordar que en la administración del ex alcalde Clementino Angulo Cupul, fue implementado un toque de queda a partir de la media noche, debido a que un grupo de jóvenes se dedican a desestabilizar el bando de policía y buen gobierno.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios