16 de Diciembre de 2017

Quintana Roo

‘Nunca es tarde para aprender, me gustan las redes sociales’

Don Raúl abrió su cuenta de Facebook a sus 70 años de edad.

Integrantes del Club de los Años Dorados. (Luis Soto/SIPSE)
Integrantes del Club de los Años Dorados. (Luis Soto/SIPSE)
Compartir en Facebook ‘Nunca es tarde para aprender, me gustan las redes sociales’Compartir en Twiiter ‘Nunca es tarde para aprender, me gustan las redes sociales’

Yajahira Valtierra/SIPSE
CANCÚN, Q. Roo.- “Nunca es tarde para aprender, me gustan las redes sociales y hablar con mi familia ahora es más fácil”, expresó Raúl Alberto Alvarado Rodríguez, ex taxista de 70 años, quien se interesó en las redes desde hace seis meses y ahora mantiene contacto con su familia y amigos.

Hace cinco años falleció la esposa de don Raúl y después de ese triste suceso, por un gran lapso de tiempo estuvo en depresión, pero gracias a su amigo Miguel Hernández, quien lo invitó a ir al Club de los Años Dorados, paulatinamente logró salir adelante.

Con el transcurso del tiempo fue integrándose a diferentes actividades y motivado por sus inquietudes, se inscribió a un curso de computación, en donde les dieron una pequeña introducción de cómo usar las redes sociales.

También te puede interesar: Seis cosas prohibidas en Facebook

“Me di cuenta que el mundo del internet no solamente es ocio, promueve charlas y distintos conocimientos”, dijo Alvarado Rodríguez. 

A medida que las personas aumentan de edad dejan de interesarse por ciertas cosas, enfocándose en actividades que acostumbran hacer o que su ánimo, capacidad física y años les  limitan.

“El internet es como una enorme biblioteca llena de información y encuentro la respuesta de casi todo lo que quiero saber, pero nada es perfecto hay miles de usuarios locos  navegando por ahí, tengo que cuidar a mis nietos por eso me hice su amigo en las redes sociales, no uso mi nombre real por seguridad, pero ellos saben quién soy y platico mucho con ellos”.

Don Raúl revisa su facebook e instagram en su computadora dos veces al día, platica dos horas diario con su nueva amiga Carolina, con quien tiene planes de salir desde hace un mes, se dio cuenta que tienen los mismos gustos e intereses y piensa que ya es tiempo de comenzar algo nuevo.

“Como adultos mayores en ocasiones es difícil incluirse en ciertas conversaciones, debemos estar actualizados de lo que pasa en nuestro alrededor, el miedo es un obstáculo enorme, tenemos que dejar esa vergüenza a un lado, equivocarnos es algo muy normal, todos los días podemos aprender algo nuevo, esto ha cambiado mi vida y me gustaría mucho que otras personas se animaran a cambiar la suya”.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios