22 de Octubre de 2018

Chetumal

Autoridades se olvidan de la Fosa de Clavados de Chetumal

Las instalaciones necesitan de mantenimiento urgente y la reparación de algunas áreas.

La Fosa de Clavados requiere que las autoridades de la Cojudeq le den mantenimiento. (Harold Alcocer/SIPSE)
La Fosa de Clavados requiere que las autoridades de la Cojudeq le den mantenimiento. (Harold Alcocer/SIPSE)
Compartir en Facebook Autoridades se olvidan de la Fosa de Clavados de ChetumalCompartir en Twiiter Autoridades se olvidan de la Fosa de Clavados de Chetumal

Claudia Martín/SIPSE
CHETUMAL, Q. Roo.- La Fosa de Clavados de Chetumal requiere de urgente mantenimiento y reparación de algunas áreas, como el estacionamiento, las rejillas del rebosadero y baños por mencionar algunos de los problemas que arrastra desde hace varios años.

Esta semana un niño sufrió una lesión en la pierna izquierda a consecuencia del mal estado en que se encuentran las rejillas del rebosadero, información que fue confirmada por la encargada de la fosa, dependiente de la Comisión de la Juventud y el Deporte (Cojudeq), Leydi García Félix.

El menor de tres años, principiante en la disciplina de natación, se realizaba sus prácticas vespertinas, al momento de salir de la alberca para continuar con ellas cayó en la zanja del rebosadero de aproximadamente 45 centímetros de ancho que no contaba con rejillas.

También te puede interesar: ‘Tengo Habilidades’ realizará un nuevo certamen

La versión de los padres de familia que se encontraban en el lugar, y que por temor a represalias omitieron sus nombres, fue que no había médico para atender al niño y su madre lo llevó a un hospital porque presentó lesiones en la pierna.

Teresa López usuaria de la fosa de clavados mencionó que ante la falta de mantenimiento los baños se caen a pedazos.

La estructura deteriorada y en el olvido

“Hay problemas con los baños, con el estacionamiento, incluso con el agua de la alberca, cuando al encargado de mantenimiento le deja de pagar la Cojudeq, desconecta los filtros para que el agua se pudra y de esta manera ejerce presión para que le paguen porque pasan meses sin que se cumpla con su pago. Había dos calderas y ahora solo hay una que con mucho trabajo ponen a funcionar”.

En una visita al sitio se constató que los baños carecen de puertas, ventanas y los plafones del techo se caen a pedazos, las rejillas del rebosadero han sido quemadas por el sol y también se desbaratan.

El profesor de clavados, Jeanyuri González, mencionó que en la disciplina que representa no ha tenido ningún inconveniente con sus alumnos, sin embargo, desconoce si en las otras disciplinas (Natación, Nado Sincronizado y Waterpolo) han tenido algún problema.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios