16 de Noviembre de 2018

Opinión QRoo

Hablando de caravanas…

Mientras Andrés López Obrador no termina por definir su estrategia de seguridad

Compartir en Facebook Hablando de caravanas…Compartir en Twiiter Hablando de caravanas…

Mientras Andrés López Obrador no termina por definir su estrategia de seguridad, esta semana, durante la entrega de Condecoraciones y Menciones Honoríficas al personal y unidades del Ejército y Marina que destacaron en operaciones para reducir la violencia, los secretarios de Defensa y de Marina entregaron al presidente Enrique Peña Nieto las condecoraciones de Servicios Distinguidos y Distinción Naval de Primera Clase, por “su visión de Estado”.

 

Así, la ceremonia castrense del pasado martes terminó por ser un intercambio de caravanas y elogios entre el aún Comandante Supremo y los altos mandos. El primero dijo recibía “con humildad” las distinciones y que atesorará “como uno de los gestos más nobles y generosos que he recibido en mi trayectoria como presidente de la República”. También demandó que “sigan honrando el uniforme, las insignias y los colores que los distinguen como soldados, pilotos, marinos de México.

 

El general Salvador Cienfuegos dijo a Peña: “Usted muestra orgullo de ser comandante supremo y es recíproco el sentimiento hacia su persona. Le reconocemos su visión de Estado y compromiso”. El almirante Vidal Francisco Soberón Sanz fue más allá al expresarle: “De todo corazón, muchas gracias por su gran esfuerzo a lo largo de estos seis años, de trabajar al frente, de lado y conjuntamente con las fuerzas armadas mexicanas. Enhorabuena, señor presidente, difícilmente tendremos un comandante como lo es usted”. ¿Será?

 

Que se recuerde, es la primera vez que el Ejército y la Marina condecoran a un presidente en turno (aunque sus leyes de Ascensos y Recompensas no son muy claras respecto de las distinciones otorgadas), y nos parece un exceso este gesto que realmente no le hace falta al mandatario saliente, porque dotar a esas instituciones del Estado mexicano con moderno equipo, armamento e infraestructura y procurar el bienestar de las tropas es parte de lo que se espera de él, que por cierto olvidó un tanto a los militares en retiro, pues siguen esperando les igualen la Previsión Social Múltiple con lo que perciben los del activo, entre otras demandas.

 

Es cierto que hubo una buena relación de los jefes militares con Peña, como debe ser y será en el próximo sexenio, porque seguirán coadyuvando con la seguridad interior del país, si bien se espera que se aplique la Ley de Seguridad Interior para darles un marco legal que les brinde certidumbre jurídica a su actuación.

Policía rebelde

El conflicto que se vive en la Policía Municipal de Cancún, no es de ahora. Tiene antecedentes en otros jefes que han sido cuestionados y obligados a dimitir al intentar poner orden y disciplina en esa corporación. Si bien los hechos actuales son diferentes a los vividos hace algunos años, cabe recordar que militares de alta graduación han dirigido es cuerpo policial.

Dos almirantes, Gerardo Olavarrieta y Miguel Ángel Ramos Leal, y dos generales, uno de ellos fue ultimado (Mauro Enrique Tello Qiñones) en su momento fueron comandantes o directores de seguridad pública en Quintana Roo, donde parece que asumir esos cargos es “la rifa del tigre”.

Si bien son otros tiempos y otras circunstancias, la vejación que sufrió Jesús Pérez Abarca, actual comandante, a manos de los agentes, habla de la indisciplina que priva en esa corporación, y aunque el paro de labores ha sido conjurado, las autoridades aseguran que las investigaciones por sedición y motín siguen en curso… y debe agregarse insubordinación con vías de hecho.

 

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios