19 de Enero de 2019

Opinión QRoo

Gasolina: una buena y una mala

¿La buena?: después de muchos años de saqueo, por fin un presidente se decide a...

Compartir en Facebook Gasolina: una buena y una malaCompartir en Twiiter Gasolina: una buena y una mala

¿La buena?: después de muchos años de saqueo, por fin un presidente se decide a enfrentar el brutal robo de combustibles de los ductos y carros tanque de Pemex. ¿La mala?: las medidas que se tomaron y amén de cerreras (silvestres) y mal aplicadas ya están causando severas afectaciones a la economía y, en los estados que cayeron en el desabasto –básicamente los del centro del país, de costa a costa–, a pesar de la negación de los efectos inflacionarios los precios de la canasta básica ya se dispararon de forma estratosférica. Hasta el domingo el kilogramo de chile serrano costaba 19 pesos; ayer alcanzó los 90.

Qué bueno que a Quintana Roo la gasolina nos llega por tierra después de ser descargada en el puerto de Progreso, Yucatán y así los impulsivos cierres de los ductos no nos afectan y no tenemos por qué padecer desabasto. Claro que una inflación generalizada sí nos alcanzaría y también el hecho de que tenemos gran dependencia del centro del país que se encuentra paralizado.

Entre las declaraciones que sobre el tema del combate al robo de gasolinas emprendido esta semana por el gobierno de Andrés Manuel López Obrador en un descuido podría sorprender la del director del Departamento del Hemisferio Occidental del Fondo Monetario Internacional Alejandro Werner, que aplaudió las medidas y las consideró “indicadas”, pero con un poco de reflexión concluiríamos que no debiera provocar extrañeza: Pemex es la más importante fuente de ingresos para la Federación y al organismo financiero ultra-neoliberal lo que le interesa es que México tenga dinero para cumplir con sus pagos, como lo hace sin falta desde hace por lo menos tres décadas, pero sin duda esta opinión le favorece mucho al presidente.

Muy aparte de los intereses del FMI, que junto con el Banco Mundial y el gobierno estadounidense obligó a México a la adopción en 1989 del Consenso de Washington –el duro decálogo de políticas para los países en crisis que buscan ayuda económica–, los puntos que expone Werner son prácticamente indiscutibles:
“Claramente el objetivo de ir contra el robo de combustible, creemos que es, obviamente, el adecuado; hacerlo con fuerza y de manera muy decidida es muy importante. Es un tema de corrupción, de Estado de derecho, de generar los incentivos correctos a la inversión tanto pública como privada”, declaró el directivo de nuestro principal acreedor internacional.

Pero la realidad es que las inmensas colas y la espera de hasta 12 horas en ellas para mendigar unos pocos litros de combustible, a pesar de la altísima popularidad de Andrés Manuel –que todavía roza el fanatismo– ha irritado a muchos pobladores de las entidades federativas castigadas con el extremo racionamiento de las gasolinas.

Hasta ayer había, según cálculo del líder de los empresarios de distribución de alimentos, más de 90 mil toneladas en riesgo de echarse a perder por no poder ser transportadas a sus puntos de venta y, aunque es obvio que el empresariado ve por sus intereses primero y después también, no fue nada irracional la crítica de Gustavo Hoyos de la Coparmex, que empezó por reconocer la estrategia del gobierno para combatir el robo y distribución ilegal de los combustibles, pero señaló que “ha tenido de graves errores y una implementación que ha resultado extremadamente dañina en primer lugar para la población en general y en segundo término para las empresas”.

Para las compañías la virtual imposibilidad de transportar la materia prima a las fábricas ha significado ya pérdidas por mil 250 millones de pesos, y si a cualquiera que saque cuentas le puede parecer que esa cantidad es como quitarle un pelo a un gato hay que ver que el quebranto fue por tan solo una semana pero, hasta donde nos quedamos, el año tiene 52.

Helada madrina

Si nos apartamos de extremismos y catastrofismos, podremos suponer que la turbulenta semana de la suspensión de la distribución de gasolinas hará que López Obrador reconsidere y sin dejar a un lado su acertada decisión de acabar con el saqueo a Pemex –que no está solo en el robo de gasolina, ni mucho menos– y modifique la estrategia y su tremenda afectación a la gente y la economía, y entonces el panorama podrá cambiar por completo.

Cuando el presidente dijo en su conferencia del viernes que el gasoducto que va de Tuxpan a Azcapotzalco fue perforado, reparado y vuelto a perforar probablemente dio la clave de lo que se tiene que hacer: vigilar, reparar, perseguir a los felones y encarcelar a los corruptos; no cerrar las válvulas.

Y hay otro problema: la notable incapacidad para comunicar y ponerse de acuerdo de los colaboradores de Andrés López: mientras la secretaria de Energía de Rocío Nahle García –que vaya que sí sabe de hidrocarburos– declaraba que no había buques cisterna en espera de turno para descargar la gasolina importada, el presidente presumió primero de que los tanques en Tuxpan están llenos, que sí hay gasolina, y después ya no le quedó más que admitir que sí había varios barcos fondeados en el Golfo de México sin poder descargar.

Se supo que eran 13 en Veracruz, pero en todas las costas del país hay más de 60 por ahí, ociosos, como viruelas locas.

No se gana nada con eso. Pensamos sinceramente que son problemas de comunicación pero el gobierno actual está dando por momentos la impresión de pretender engañar a la opinión pública.

Guardia Nacional

No sabemos hasta dónde pueda impactar en el ánimo de los detractores de la Guardia Nacional que propone Andrés Manuel López, pero ayer el secretario de Seguridad y Protección Ciudadana Alfonso Durazo Montaño anunció un cambio de estrategia que pudiera ser trascendente para una mejor aceptación por parte de organismos reacios como la ONU, la CNDH, la UNAM y otros a dicha figura: la presidencia plantea que el mando sea civil y esté adscrita a la dependencia del Ejecutivo.

Una firme opositora a la guardia de corte militar originalmente planteada, la senadora del Morena Tatiana Clouthier Carrillo, celebró con entusiasmo el anuncio de Durazo.

Aunque sin mayoría calificada –tres cuartas partes de los legisladores– Andrés Manuel no hubiera podido “mayoitear” con los tribunos de su partido por tratarse de reformas constitucionales, el tono institucional buscó mostrar a un presidente que sabe escuchar –de acuerdo con la expresión usada por el secretario– y eso puede llevar a las instituciones mexicanas más allá de este solo tema.

En la mayoría de los estados, al parecer, la aprobación ya está planchada. Al menos el gobernador Carlos Joaquín González se ha mostrado dispuesto a impulsar ese cuerpo policiaco nacional y cuenta con la suficiente fuerza en el congreso local para lograrlo, pues igualmente las modificaciones a la Carta Magna deben ser aprobadas por el Constituyente Permanente, del cual forman parte los legislativos de los estados.

Recordemos que el gobernador de Quintana Roo ha sido un impulsor del mando único y por lo menos la mayoría de los municipios están de facto trabajando con el gobierno estatal en ese esquema de jerarquías.
Esperemos las reacciones de los organismos no gubernamentales que con tanta energía rechazaban la creación de la Guardia Nacional.

Judicatura

Ayer rindió protesta ante el Pleno del Tribunal Superior de Justicia del Estado María de Guadalupe Cámara González como nueva integrante del Consejo de la Judicatura del Poder Judicial de Quintana Roo.

No es raro que la opinión pública no le preste tanta atención a esta instancia del Poder Judicial pero sus funciones son cruciales. Toda la administración del Tribunal Superior de Justicia del Estado (TSJE) recae en sus decisiones torales; es una instancia muy confiable, pues está integrada por dos magistrados, dos consejeros ciudadanos y un juez consejero.

Ante los magistrados que preside José Antonio León Ruiz, Cámara González rindió la protesta de rigor con lo que se oficializó su incorporación como nueva juez consejera, del Consejo de la Judicatura.

El Consejo de la Judicatura del Poder Judicial del estado está integrado actualmente por el presidente, José Antonio León Ruiz, la magistrada consejera, Verónica Gloria Acacio Trujillo, así como los consejeros ciudadanos Marisol Balado Esquiliano y Gastón Alegre López y la consejera Juez, María Guadalupe Cámara González.

Hasta antes de rendir protesta como nueva juez consejera Cámara González se desempeñaba como jueza de Primera Instancia, en el juzgado civil, pero el 18 de diciembre en una asamblea los jueces del estado la eligieron juez consejera.

La dicha inicua…

Los problemas de seguridad que padece Quintana Roo, especialmente Cancún, no porque sean de los más graves del país sino porque no estábamos acostumbrado a esa situación relativamente reciente, nos hacen estar esperando siempre la información negativa y a tener la impresión de que todos los policías son malos, pero no es así.

Claro que si fuera el gobierno el que reconociera que hay gente valiosa entre los policías sería natural que sospecháramos, pero en este caso no es así.
Fue la iniciativa privada, concretamente el Consejo Coordinador Empresarial del Caribe, el que esta vez reconoció a buenos elementos sin omitir mencionar el esfuerzo del gobernador Carlos Joaquín González.

Luego de que un compañero de ellos se lo pidió al que escribe, mencionaremos los nombres que registra el boletín de la Coordinación General de Comunicación porque además vale la pena.

Se entregaron los reconocimientos de “Honor al mérito” a Carlos Alfredo Huerta Montero, de “Mejor compañero” a José Alfredo Collí González, de “Sacrificio policial” a Silvia Palma López y de “Perseverancia” a Elda Ermilia Marfil Martínez; se reconocieron a oficiales como Mario Rodríguez González y Ernesto Rales Galindo por 25 y 33 años de años de servicio, respectivamente.

Durante el evento, se recordó a Santiago Martínez Benítez, policía caído en el cumplimiento de su deber el pasado 16 de septiembre en Cancún. El reconocimiento fue recibido por su viuda Elizabeth García.

También se entregó reconocimiento a la unidad canina y medallas a los perros jubilados Greko, Yaky, Lobo y Yoko.

Una de cal por las que van de arena: en policías como los reconocidos debe basarse la reconstrucción de nuestra paz y tranquilidad, pues también se necesitan ejemplos a seguir.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios