20 de Septiembre de 2018

Cancún

Planean instalar biblioteca en la Cárcel de Cancún

Las lecturas positivas podrían ayudar a los reos para hacer frente a sus problemas sociales, de adicciones y alcoholismo.

El servicio de la biblioteca apoyará a alrededor de mil 500 reclusos de la cárcel. (Redacción/SIPSE)
El servicio de la biblioteca apoyará a alrededor de mil 500 reclusos de la cárcel. (Redacción/SIPSE)
Compartir en Facebook Planean instalar biblioteca en la Cárcel de CancúnCompartir en Twiiter Planean instalar biblioteca en la Cárcel de Cancún

 

Esmeralda Espinoza/SIPSE
CANCÚN, Q. Roo.- Alrededor de mil 500 reclusos de la cárcel municipal de Benito Juárez, antes de que termine el año tendrán a su alcance lectura motivacional y desarrollo personal, mediante el servicio que dará una biblioteca al interior del centro penitenciario.
 
Una vez concluida la remodelación de la biblioteca Enrique Barocio, en marzo, iniciarán en breve los trámites para hacer realidad este servicio que ayudará a que los reos encuentren una motivación más para su rehabilitación, mediante lecturas positivas que los ayuden a hacer frente a sus problemas sociales, de adicciones y alcoholismo, informó Juan Carlos Núñez Fernández, coordinador de dicho servicio de lectura.
 
El año pasado el área Quintana Roo II de Alcohólicos Anónimos reportó que  mil 200 reos tienen problemas relacionados con el alcoholismo, lo que es considerado un foco rojo por las autoridades municipales, razón por la que consideran que una biblioteca ayudará de cierta manera a las batallas personales. 
 
Este servicio se sumaría al que realiza el Instituto Estatal para la Educación de Adultos y Jóvenes (IEEA), a través del programa “La educación te hace libre”, donde los reos tienen la oportunidad de terminar sus estudios de nivel básico. 
 
La biblioteca dará un plus a este servicio del IEEA, ya que los penitenciarios tendrán un espacio para adquirir más conocimientos, incluso tener acceso a documentos sobre asesoría legal.
 
Núñez Fernández mencionó que en algunas ciudades como Ciudad Juárez, en el norte del país, la implementación de bibliotecas en los Centros de Readaptación Social (Cereso), ha ayudado a los presos a abandonar el placer por las drogas y el alcohol, y han mejorado su vida en general mediante la lectura y la creación de obras de teatro. 
 
“Tenemos que ver las condiciones del lugar y encontrar un espacio para colocar todo el acervo cultural, y primero hablar con el encargado de la prisión para abordar el tema”, comentó. 
 
Señaló que es casi seguro que se haga una biblioteca y esté lista antes de que el 2013 termine. 
 
Las bibliotecas de los centros penitenciarios son consideradas bibliotecas especiales. Esta clasificación no es sólo por el colectivo social al que están dirigidas, la intención es seccionar recursos ante el gobierno municipal, aunque considera que la ley estatal debería ayudar también a este que se considera es un proyecto de suma importancia para la recuperación en todos los ámbitos de los reclusos. 
 
“Considero que nuestro pueblo en general necesita mucho fomento a la lectura, porque no nos gusta leer mucho”, agregó.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios