22 de Septiembre de 2018

Quintana Roo

Preocupan cifras de menores con diabetes en Q. Roo

Del 30% de la población diabética en la entidad, el 5% son niños.

Compartir en Facebook Preocupan cifras de menores con <em>diabetes</em> en Q. Roo Compartir en Twiiter Preocupan cifras de menores con <em>diabetes</em> en Q. Roo

Teresa Pérez/SIPSE
CANCÚN, Q.Roo.- La diabetes mellitus tipo 2 diagnosticada en la niñez preocupa al área médica, pues del 30% de la población diabética en Quintana Roo, el 5% son niños.

Héctor Rivero Escalante, endocrinólogo pediatra, dijo que de no prevenir la pandemia será incosteable para cualquier gobierno.

Mencionó que para los padres de familia el niño que tiene buen peso y buena talla es “enfermizo”, y el flaco de la casa, no así cuando el niño tiene sobrepeso, pues para ellos dicha condición es el resultado de un niño sano, pero indicó que esto es sólo un mal infundado mito, por el contrario, se debe cuidar que el peso en un niño no sobrepase del ideal para su edad y talla, y con eso se contribuirá a la prevención.

México se encuentra en primer lugar de obesidad en adultos e infantil, y Quintana Roo está entre los primeros cuatro estados con población diabética, es muy simple, “la forma en que se valora la salud en el país es por lo que come”.

Rivero Escalante explicó que los cambios en el estilo de vida han hecho que haya más población de enfermos de diabetes, y ahora  es común ver que se presente en edades tempranas, siendo que antes era una enfermedad de adultos mayores.  

Comentó que hoy se tiene enfermos con diabetes mellitus tipo 2 desde los cuatro años de edad, estos niños para sus 30 años, de no tener un control de su enfermedad, tendrán todas las complicaciones de un diabético en la vejez y por consiguiente su calidad de vida disminuirá.

“Es un problema a nivel social, si dicha epidemia continúa y no se logra prevenir, no habrá sistema de salud que aguante el costo de las complicaciones de la diabetes”.

Blanca Margarita Sánchez Ramírez, médico familiar, mencionó que la educación y hábitos saludables de comida y la actividad física alejarán a los niños, jóvenes y adultos de esta enfermedad, y mencionó que el consumo de bebidas azucaradas repercute directamente en la incidencia de diabetes y obesidad.

Para los galenos, el subir el impuesto fue sólo un paso del gobierno federal para la prevención, pero lo más fuerte será hacer conciencia en los niños para que no tomen este tipo de bebidas y volver al agua simple.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios