15 de Noviembre de 2018

Quintana Roo

Prevención, herramienta para lograr un mundo sin humo de tabaco

La Secretaría de Salud capacita a jóvenes de secundaria y educación media superior.

El humo del tabaco afecta de igual manera a las personas que no son adictas a la nicotina. (Contexto/Internet)
El humo del tabaco afecta de igual manera a las personas que no son adictas a la nicotina. (Contexto/Internet)
Compartir en Facebook Prevención, herramienta para lograr un mundo sin humo de tabacoCompartir en Twiiter Prevención, herramienta para lograr un mundo sin humo de tabaco

Redacción/SIPSE
CANCÚN, Q. Roo.- La Secretaría Estatal de Salud habló con alrededor de dos mil estudiantes de secundaria y educación media superior del municipio, sobre los efectos y daños que causa a la salud el consumo de tabaco, informó la responsable del Programa de Prevención de Adicciones de la Jurisdicción Sanitaria Número 2, Teresita Cruz Moreno.

De acuerdo con el boletín, la dependencia brindó pláticas en diferentes planteles de secundaria y subsistemas de bachillerato, con el fin de reducir el consumo del tabaco, mediante la sensibilización y toma de conciencia; esta adicción se considera una de las mayores amenazas para la salud pública que afronta el mundo.

También te puede interesar: Cinco cigarros contaminan lo mismo que ¡una locomotora!

De acuerdo con datos de la Organización Mundial de la Salud (OMS), el tabaco mata hasta a la mitad de sus consumidores; cada año mueren por esta causa casi seis millones de personas, de las que más de cinco millones son consumidores activos y más de 600 mil son no fumadores.

Los principales daños son: lesiones en la boca, es detonante de  gastritis, osteoporosis, cataratas, várices, problemas de circulación, aumenta el riesgo de padecer enfermedades cardiovasculares, produce cáncer en la boca, garganta, esófago y estómago, entre otras patologías.

¿Sabes lo que fumas?

La funcionaria señaló que fumar durante el embarazo aumenta el riesgo de presentar un parto prematuro, bajo peso del recién nacido y mayor probabilidad de padecer enfermedades respiratorias, ya que en el feto recibe menor cantidad de oxígeno.

Un cigarro contiene más de cuatro mil sustancias que se mezclan con el entorno; sustancias altamente adictivas que afectan al fumador y a las personas que conviven con ellos, por eso la participación de la sociedad es importante para no permitir el consumo del cigarro dentro de una vivienda, evitar el contacto con el humo y las sustancias que libera durante su consumo.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios