16 de Noviembre de 2018

Chetumal

Trabajan en la protección de maderas preciosas

Prevén que en los próximos años ya no haya zonas de cedro y caoba para explotar.

Los núcleos agrarios y las dependencias federales han iniciado una serie de programas a fin de poder recuperar la población de estas especies maderables. (Edgardo Rodríguez/SIPSE)
Los núcleos agrarios y las dependencias federales han iniciado una serie de programas a fin de poder recuperar la población de estas especies maderables. (Edgardo Rodríguez/SIPSE)
Compartir en Facebook Trabajan en la protección de maderas preciosas Compartir en Twiiter Trabajan en la protección de maderas preciosas

Edgardo Rodríguez/SIPSE
CHETUMAL, Q. Roo.- Las maderas preciosas continúan siendo un negocio rentable para varios ejidos de Quintana Roo, aunque no como en años anteriores cuando este recurso forestal llegó a ser sobreexplotado y redujo la población en más de un 80%, por lo que ahora son para protección y no sólo comercialización.

De acuerdo con estadísticas del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi), para el año 2016 se dejaría de aprovechar el material forestal perteneciente a los metros cúbicos de caoba y cedro que existen en el estado, pues según un muestreo estadístico de la producción maderable de Quintana Roo, los ejidos de Noh-Bec, X-hazil. Laguna Om y Dzulá, reportaron una disminución importante en los últimos años, pasando de 20 mil metros cúbicos a tan sólo 500 en fechas recientes, por lo que para los años siguientes la caída en materia de aprovechamiento forestal de estas especies sería prácticamente total, es decir, ya no habría material que explotar.

Por ello, los núcleos agrarios y las dependencias federales han iniciado una serie de programas a fin de poder recuperar la población de estas especies maderables conocidas como “preciosas” debido a sus cualidades que las hacen altamente valoradas en los mercados comerciales.

Según datos de la Comisión Nacional Forestal (Conafor), tan sólo el año pasado de ejercieron cerca de cinco millones de pesos en reforestación de especies como el cedro y la caoba, las cuáles fueron adquiridas en viveros forestales certificados de la península y se plantaron en zonas afectadas por incendios forestales así como áreas de aprovechamiento.    

Rafael León Negrete, gerente estatal de la Comisión Nacional Forestal (Conafor), señaló que actualmente existe una serie de programas enfocados a la conservación forestal sobre de especies protegidas como el cedro y la caoba. Uno de los programas es el Pago de Servicios Ambientales, en donde se apoya económicamente a los ejidos o grupos productivos que apoyen a la protección y desarrollo de ciertas regiones agrestes, por lo que el año pasado en este rubro la Conafor invirtió en Quintana Roo más de 100 millones de pesos.           

Dijo que se espera recuperar las plantaciones de ambas especies en los próximos años aunque será de manera paulatina ya que cada planta tardará entre 10 y 20 años en desarrollarse a su etapa adulta.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios