22 de Septiembre de 2018

Quintana Roo

Humanos, principal amenaza de crías de aves en su primer vuelo

Los pájaros bebés que caen al intentar volar deben mantenerse al alcance de sus padres y protegidos de sus agresores.

Compartir en Facebook Humanos, principal amenaza de crías de aves en su primer vueloCompartir en Twiiter Humanos, principal amenaza de crías de aves en su primer vuelo

María José Castillo/SIPSE
CANCÚN, Q. Roo.- Con la llegada de la primavera llegan también cientos de aves bebés que generalmente nacen en esta temporada y que en sus intentos por levantar el vuelo, se accidentan, ¿sabes qué hacer si te encuentras con alguna?

“Los pajaritos cuando empiezan su proyecto de vuelo, no saben volar; salen del nido, empiezan a mover sus alas y la forma en la que sus papás determinan que ya están listos para volar, es por su plumaje… y es a la una, a las dos y a las tres... ¡los empujan!”,  explica el presidente honorario de la fundación Amigos de Sian Ka’an, Alberto Charles Saldívar.

El rescatista de fauna local apunta que, si bien hay algunos pájaros que logran mantenerse en superficies elevadas tras sus primeros intentos de volar, hay otros que caen al suelo y quedan al alcance del ser humano, que, en un intento de ayudar, pueden perjudicarlos.

No hay que ponerlos en una caja

El entrevistado advierte que si una persona decide ‘proteger’ a una cría de ave y la coloca en una cajita o una jaula, merma su proceso de aprendizaje de vuelo e impide que los padres lo encuentren para alimentarlo correctamente.

 

También te puede interesar: Tucanes, desorientados, terminan en la ciudad

“Si un pajarito ya tiene completo su plumaje, no está herido y puede estar por allá ‘brincoteando’, es que está entrando a primero de primaria; ellos pasan de primero de primaria a prepa en entre uno y tres… máximo cinco días. Y además los papás van a estar diciéndoles: te doy de comer, pero te doy de comer desde esta ramita...”, ejemplifica.

No darles pan

Charles Saldívar asegura que, según la especie es la dieta que tiene cada ave; pero las que proliferan en Quintana Roo no comen alpiste, ajonjolí, semillas de nabo y mucho menos pan de sándwich, éste último es uno de los alimentos más recurrentes que se ofrecen a los pájaros bebés y que luego les causan la muerte.

“Hay grupos de 30 a 40 individuos que se alimentan de semillas pero tienen una forma de obtención de sus alimentos mediante un forrajeo muy extenso, de 30 kilómetros, por ejemplo, todos los días van a Puerto Morelos y regresan”, señala el entrevistado.

Hay que dejarlos al alcance de sus papás

“Entonces a los pájaros hay que dejarlos en su lugar; si se puede sostener el pajarito hay que ponerlo en la parte  más alta que se pueda, hasta donde no pueda acceder alguna mascota; en un balcón, una terraza, simplemente pones una canasta y los papás le van a ir a dar de comer ahí”, asegura.

Agrega que es un mito que si los toca la mano humana los padres los van a rechazar.

“Al pájaro no le importa que le hayan tocado a su bebé, si lo encuentra se pone tan contento que no lo va a dejar”, puntualiza con una sonrisa el experto en rescate de animales.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios