24 de Septiembre de 2018

Riviera Maya

El sol devuelve la alegría a los prestadores de servicios

La ausencia de lluvias permitió que los guías y náuticos volvieran al trabajo.

Compartir en Facebook El sol devuelve la alegría a los prestadores de serviciosCompartir en Twiiter El sol devuelve la alegría a los prestadores de servicios

Sara Cauich/SIPSE
TULUM, Q. Roo.- Sólo pérdidas económicas registraron los prestadores de servicios náuticos tras las lluvias de los últimos días, debido a que estuvieron inactivos una semana, aunque ayer, finalmente, reanudaron actividades.

Sin embargo, la presencia de turismo en la zona comercial de monumentos arqueológicos y playas fue mínima. De acuerdo con Emilio Marín Cel, líder de la cooperativa Dorados de Playa Maya, la parálisis para el sector náutico sólo afectó económicamente.

Dijo que en temporada baja el promedio de salidas para snorkel y ver la zona arqueológica desde mar adentro es poca, como venía ocurriendo en los últimos días.

A las playas sólo acudieron a sacar las embarcaciones del mar de manera preventiva, lo que ayudó a evitar hundimientos de lanchas como ocurrió en Akumal. “Los pescadores tomaron medidas preventivas”, agregó.

También te puede interesar: Cancún y Riviera maya destacan en tiempos compartidos

Dorados de Playa Maya trabaja con 12 lanchas, de las que dependen directamente 46 familias, quienes se vieron afectadas por las condiciones del clima.

“Este miércoles, al suspenderse las lluvias, se reanudó la presencia de turismo a los sitios más visitados: la zona arqueológica y el centro artesanal, está llegando algo de turismo y puede subir a 40%”, manifestó.

También señaló que por temporada baja sólo trabajan nueve embarcaciones, ya que hay tres en mantenimiento, las cuales saldrán al mar tan pronto concluyan sus reparaciones. Mientras tanto, en la zona de monumentos, la afluencia de visitantes se reanudó desde la apertura de la zona arqueológica a partir de las 8 horas.

Un tramo del camino se inundó, pero se mantiene bajo el nivel del agua permitiendo el paso del tren que realiza el traslado de los visitantes del parador comercial a los monumentos.

El arribo por medio de autobuses o en vagonetas, además del transporte foráneo de pasaje, no se hizo esperar, para volver la actividad comercial al ritmo sostenido de siempre.

Los guías también se reactivaron con la llegada de visitantes al sitio arqueológico, que en promedio durante el día de mayor lluvia tuvo la visita de unos mil vacacionistas.  

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios