23 de Octubre de 2018

Quintana Roo

¿Tus hijos están estresados y de mal humor? Entérate por qué

Recomiendan acudir con un profesional de la salud mental para tratar de forma directa el caso.

El final de las vacaciones puede generar un estado de ánimo bajo y la pérdida de interés por las actividades diarias. (Luis Soto/SIPSE)
El final de las vacaciones puede generar un estado de ánimo bajo y la pérdida de interés por las actividades diarias. (Luis Soto/SIPSE)
Compartir en Facebook ¿Tus hijos están estresados y de mal humor? Entérate por quéCompartir en Twiiter ¿Tus hijos están estresados y de mal humor? Entérate por qué

Rubi Velázquez/SIPSE
CANCÚN, Q. Roo.- El regreso a una rutina, estrés, miedo al cambio, negación y cansancio, son factores que pueden desencadenar depresión posvacacional, por lo que expertos recomiendan que en los últimos días de vacaciones se realicen actividades diarias que los preparen para el regreso a la escuela o al ámbito laboral sin problema.

Este término está enfocado en gran medida en la resistencia de adaptarse una vez más a la vida activa y anteponiendo la negación, cansancio o tristeza, al deseo de incorporarse a sus actividades normales, comentó el psicólogo Gerardo Espinosa Suárez.

También te puede interesar: ¿Qué se necesita para viajar en avión con una mascota?

“Si bien en cierto que las vacaciones fueron semanas de descanso o de actividades que generaban placer en la persona, y al llegar a su fin se desata un estado de ánimo bajo, en muchos de los casos de depresión, también se involucran problemas como la pérdida de interés por la escuela, el empleo o cualquier actividad, así como considerarse dentro de una vida rutinaria o que genera estrés”, comentó el especialista en salud mental.

Comentó que a esto también se suma la parte emocional, ya que son temporadas idóneas para visitar a la familia que muchas veces no está cerca o no se frecuenta, recordar a los integrantes que ya no están, y en algunos casos reflexionar de manera individual sobre lo realizado en el año, destacó.  

Sin embargo, comentó que para cualquier caso es una buena opción seguir recomendaciones tres o cuatro días antes y entre las que se encuentran: el hablar con otras personas de que las vacaciones pronto terminarán; dormirse temprano; levantarse a la hora habitual fuera del periodo vacacional, así como realizar actividades diarias o de trabajo para agilizar la parte que quedó inactiva.

Asimismo, el especialista recomienda acudir con un profesional de la salud mental para tratar de forma directa y específica el caso, encontrando la mejor opción para cada situación, ya que cada persona es diferente a los demás, al igual que sus necesidades e intereses.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios