25 de Septiembre de 2018

Quintana Roo

Raro fenómeno ahuyenta a vacacionistas en Bacalar

El agua ha incrementado su nivel y vuelve turbia la Laguna de los Siete Colores.

El nivel del agua ha invadido la zona del muelle y el área donde se ubican los camastros y las palapas. (Javier Ortíz/SIPSE)
El nivel del agua ha invadido la zona del muelle y el área donde se ubican los camastros y las palapas. (Javier Ortíz/SIPSE)
Compartir en Facebook Raro fenómeno ahuyenta a vacacionistas en BacalarCompartir en Twiiter Raro fenómeno ahuyenta a vacacionistas en Bacalar

Javier Ortíz/SIPSE
BACALAR, Q. Roo.- Un raro fenómeno natural ahuyenta a los vacacionistas que acuden al balneario local, debido a que el agua subió considerablemente y vuelve turbia la Laguna de los Siete Colores, lo que amenaza con dar al traste con la esperanza de los prestadores de servicios que esperaban con ansias este fin de semana, que da inicio a la temporada vacacional decembrina.

La laguna subió unos centímetros sobre su nivel normal, ocasionando que el muelle se encuentre invadido por el agua en un gran tramo. La misma cantidad de agua cambió el color del líquido enturbiándolo ligeramente, lo que ha propiciado desánimo en los visitantes que se retiran y dejan la visita para otra ocasión.

Filiberto Buitrón Hernández, administrador del lugar, dijo que hace 10 años no sucede una situación similar, cuya explicación desconoce; sin embargo, amenaza con acabar con las esperanzas de los prestadores de servicios que ven mermada su actividad, debido a que los turistas se retiran cuando ven las condiciones del balneario.

El nivel del agua invadió la zona del muelle parcialmente y el área donde se ubican los camastros y las palapas, lo que ha ocasionado poca actividad para los prestadores de servicios, como es el caso de los lancheros que forman parte de esa organización ejidal, quienes se quejan que desde hace semanas no tienen actividad.

Buitrón Hernández dijo que un día amaneció el agua con ese nivel y confía que de la misma forma recupere su normalidad y la Laguna de los Siete Colores recobre su esplendor que atrae a los turistas, ya que de lo contrario registrarían considerables pérdidas, pues prepararon los recursos materiales y humanos para recibir a los turistas las próximas dos semanas.

Comentó que esperan con ansias que el agua baje su nivel rápidamente, para que puedan aprovechar la temporada vacacional decembrina, ya que los últimos meses, debido a las condiciones climatológicas, los sitios turísticos de Bacalar como el balneario ejidal y el Cenote Azul, han visto mermadas sus ganancias.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios