10 de Diciembre de 2017

Opinión QRoo

Testimonio de una víctima de la mega estafa

En su denuncia ante la Fiscalía General del Estado, una víctima de la mega estafa tejida...

Compartir en Facebook Testimonio de una víctima de la mega estafaCompartir en Twiiter Testimonio de una víctima de la mega estafa

En su denuncia ante la Fiscalía General del Estado, una víctima de la mega estafa tejida en la Secretaría de Salud narró que el 14 de mayo de 2016 su cuñado le reveló que “estaban vendiendo plazas para entrar a trabajar a las nuevas instalaciones de la Uneme Dedicam, en proceso de construcción a un costado del hospital de la mujer” cercano al Cereso de Chetumal.

Detalló que su cuñado le dio el nombre de María del Rosario Reyes López, quien labora en el Centro de Salud Num. 6, ubicado en la colonia Forjadores de la capital del estado. La mujer sedienta de una plaza se comunicó al número de celular 9831258827, y María del Rosario le explicó que hay plazas disponibles, como si tuviera chancletas en venta.

Pero María del Rosario le advirtió por teléfono que “necesitaba un anticipo de 30 mil pesos por la plaza de apoyo administrativo. Para conseguir el dinero le pidió apoyo a su madre, quien con tal de ayudar a la hija solicitó un préstamo bancario. Ya con los 30 mil pesos en su poder, la mujer entrega el dinero a Kaly Padilla, familiar e intermediaria de María del Rosario, quien radica en la localidad sureña de Carlos A. Madrazo.

Y en ese poblado de la zona cañera –del municipio capitalino de Othón P. Blanco– fue citada la mujer ilusionada para entregarle el oficio donde se precisaba cuándo debía presentarse a laborar en la Uneme Dedicam; debutaría el dos de septiembre de 2016 – el 25 de ese mes rindió protesta Carlos Joaquín González como gobernador, relevando a Roberto Borge–, pero en varias ocasiones le cambiaron la fecha de su ingreso, con la excusa del cambio de gobierno y por las auditorías y porque el hospital estaba inconcluso.

Cuenta que esta información fluyó en un grupo de whatsapp creado o administrado por Kaly Padilla, Némesis Margarita Villamil López y Rosario Reyes López..

Según la mujer estafada, habrían registrando más de 100 clientes y a ella le brindaron cursos y fue incorporada a un proceso de capacitación que tuvo como primera sede el Centro de Salud Num. 6 de Chetumal.

“Ya fue mucha mi espera y aún no terminan de construir el hospital donde supuestamente trabajaré”. Cansada de la prolongada espera, le pidió a María del Rosario Reyes López que le devolviera los 30 mil pesos que dio como anticipo. El dinero hasta hoy no lo ha recuperado.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios