‘Angelito’ sorprende en tiro con arco

El menor quiere representar a México en unos Juegos Paralímpicos.
|
Ángel Fernando Santos Puerto entrena en las instalaciones de la Uqroo. (Miguel Maldonado/SIPSE)
Ángel Fernando Santos Puerto entrena en las instalaciones de la Uqroo. (Miguel Maldonado/SIPSE)

Miguel Maldonado/SIPSE
CHETUMAL, Q. Roo.- A sus siete años de edad, Ángel Fernando Santos Puerto tiene claro su más grande sueño: representar a México en unos Juegos Paralímpicos, y para ello se prepara diariamente sin descanso.

Desde su nacimiento, el carismático arquero fue diagnosticado con retinopatía prematura, padecimiento que le provocó ceguera total y parecía sentenciarlo a una vida llena de limitaciones.

También te puede interesar: Mexicanos ‘atinan’ a un oro y cinco platas en tiro con arco

Sin embargo, el pequeño no se dejó vencer por su discapacidad y desde hace un año se unió al Club Tucanes de Tiro con Arco, que entrena en las instalaciones de la Universidad de Quintana Roo (Uqroo), y que cuenta con un experimentado cuerpo de entrenadores y atletas que forman parte de los equipos quintanarroenses de la disciplina.

“Tengo un año en el Club Tucanes y me metí aquí porque me gusta mucho el Tiro con Arco. Mis hermanas me trajeron un día y desde esa vez me gustó y ya me quedé”, dice el pequeño atleta.

Recientemente, en su participación en la Copa Yucatán de Tiro con Arco, Ángel Santos sorprendió a todo mundo al ser el único invidente en formar parte de ese certamen, donde además, se colgó la medalla de bronce gracias a su excelente actuación.

No obstante, las aspiraciones y sueños de “Angelito” como lo conocen en su club, van más allá, y es contundente al señalar que su máximo sueño es vestir la camiseta de México en unos Juegos Paralímpicos.

Y para ello, el alegre arquero trabaja intensamente junto a su entrenador, Hugo García, quien, incluso, creó algunos instrumentos con el fin de ayudarlo a practicar este deporte.

“Con un tripoide fotográfico le creamos una señal para que sepa la posición y dirección correcta del arco y la flecha, además con tubos de PVC le construimos su base para que identifique la correcta posición de sus pies y tenga la postura correcta”, explicó.

Ángel asegura que no descansará hasta lograr sus metas y por lo pronto hoy viaja a la ciudad de Tizimín, Yucatán, para participar en un torneo, donde promete conseguir una medalla más en su corta carrera dentro de ese deporte.