15 de Diciembre de 2017

Chetumal

Trasladan a cómplices del terrorismo arraigadas en Quintana Roo

Cynthia Vanier y Gabriela Dávila Huerta, pretendían introducir en 2011 al hijo de Muamar Gadafi y a su familia a territorio mexicano. Se les acusa de tráfico de indocumentados, delincuencia organizada y falsificación de documentos.

Presentan ante el Poder Judicial de la Federación, en Chetumal, a las dos mujeres involucradas en el caso de Saadi Gadafi, Cynthia Vanier (canadiense) y Gabriela Dávila Huerta (mexicana). (Redacción/SIPSE)
Presentan ante el Poder Judicial de la Federación, en Chetumal, a las dos mujeres involucradas en el caso de Saadi Gadafi, Cynthia Vanier (canadiense) y Gabriela Dávila Huerta (mexicana). (Redacción/SIPSE)
Compartir en Facebook Trasladan a cómplices del terrorismo arraigadas en Quintana RooCompartir en Twiiter Trasladan a cómplices del terrorismo arraigadas en Quintana Roo

Enrique Mena/SIPSE

CHETUMAL, Q. Roo.- Fuerzas especiales de la Policía Estatal Preventiva (PEP) implementaron un dispositivo de resguardo y protección para trasladar a las dos mujeres, Cynthia Vanier (canadiense) y Gabriela Dávila Huerta (mexicana), consignadas penalmente por el tráfico de indocumentados en tentativa, delincuencia organizada y falsificación de documentos en febrero pasado cuando pretendían introducir a Saadi Gadafi (hijo de Muamar Gadafi) y a su familia en 2011 a territorio mexicano, desde el Centro de Reinserción Social (Cereso) a la sala del Poder Judicial de la Federación, luego de ser arraigadas en Quintana Roo.

 
Desde las 10:30 horas de ayer, las custodias arribaron fuertemente resguardas al juzgado federal del Poder Judicial. Ahí se llevarían a cabo las diligencias pertinentes, mismas que no se dieron a conocer por cuestiones de seguridad nacional. Cuatro custodios del Cereso de Chetumal las tenían a su cargo.
 
El operativo desplazado por elementos de la PEP, incluía vehículos motorizados de protección, así como fuerzas especiales armados con armas de grueso calibre, armas cortas, chalecos antibalas y equipo de radiocomunicación, todo para reaccionar ante cualquier altercado o circunstancia que pudiera quebrantar el ambiente de tranquilidad en que se desarrollaba el traslado.
 
A eso de las 11:40 horas las dos mujeres abandonaron el recinto de orden federal para regresarlas al lugar donde estaban recluidas. En menos de dos minutos llegaron de nueva cuenta al sitio de su encarcelamiento.
 
Como se recordará, el 10 de noviembre de 2011, la ciudadana canadiense Cynthia Vanier (líder del grupo) fue foco de investigación de inteligencia y ubicación, que derivó de una denuncia interpuesta el 19 de mayo de 2009 por la Secretaría de Relaciones Exteriores (SRE) por el robo de cuatro mil 586 libretas de pasaportes.
 
Los tres implicados restantes: Christian Flensborg, Gabriela Dávila Huerta o Gabriela de Cueto y José Luis Kennedy Prieto fueron investigados desde el día siguiente, desde esa fecha y hasta el 
 
Cuando venció el arraigo de 80 días, el 1 de febrero pasado fueron detenidos formalmente; las dos mujeres quedaron resguardadas en el Cereso de Chetumal, tras su detención en la ciudad de Cancún.
 
Al día siguiente, el gobernador, Roberto Borge Angulo, aseguró que las instalaciones contaban con toda la seguridad para evitar una fuga premeditada y resguardarlas temporalmente, situación que prevaleció hasta la fecha.
 
Fue hasta ayer viernes que sucedió movimiento alguno en relación al caso, con la presentación ante el fuero federal para la responsiva por los delitos que se les imputaron.
 

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios