21 de Septiembre de 2018

Cancún

Dan tratamiento al 67% del total de aguas residuales

El reporte de la CAPA señala que ninguno de los 11 municipios ofrece cobertura total.

CAPA entregó un reporte sobre la cobertura de drenaje sanitario y saneamiento. (Sergio Orozco/SIPSE)
CAPA entregó un reporte sobre la cobertura de drenaje sanitario y saneamiento. (Sergio Orozco/SIPSE)
Compartir en Facebook Dan tratamiento al 67% del total de aguas residualesCompartir en Twiiter Dan tratamiento al 67% del total de aguas residuales

Eva Murillo/SIPSE
CANCÚN, Q. Roo.- Mantener el azul turquesa del mar quintanarroense y la belleza de los arrecifes que bordean la costa del Estado depende del nivel de contaminación de los ríos subterráneos que desembocan en el mar Caribe, que puede contrarrestarse con un eficiente tratamiento de aguas residuales, pero en la entidad ese es uno de los focos rojos, pues hasta el cierre del 2017 contaba con una cobertura de drenaje sanitario y saneamiento del 67.80%. Ninguno de los 11 municipios que conforman al Estado ofrece cobertura total, según el reporte de la Comisión de Agua Potable y Alcantarillado (CAPA) de Quintana Roo.

La limpieza del agua que llega al mar en Quintana Roo a través de los afluentes subterráneos es condicionante para el ecosistema marino, entre ellos los arrecifes, pues entre más contaminantes o nutrientes tenga, la muerte de estos incrementa.

También te puede interesar: Rebasan capacidad de plantas de aguas residuales

La presencia de nutrientes da un color turbio al agua y al mismo tiempo propicia el crecimiento que macroalgas en los arrecifes, robando espacio a los corales.

El movimiento de sedimento en las zonas de costa y el mal tratamiento de aguas residuales son los dos generadores de nutrientes en el mar de Quintana Roo.

Para la CAPA el rápido crecimiento poblacional, el aumento de las actividades económicas, la demanda de agua y los problemas de contaminación, están directamente relacionados con el saneamiento de los residuos, sobre todo si hay un adecuado manejo, recolección y tratamiento de las aguas residuales en un centro de población, ya que la forma común para deshacerse de éstas, normalmente, es a través de fosas sépticas o de letrinas.

En los sitios que carecen del servicio adecuado de drenaje sanitario, el agua residual es descargada directamente sin tomar en consideración las características geológicas de la zona, así como el movimiento subterráneo y la forma característica en la que se mezcla el agua salada y dulce en los acuíferos costeros, reconoce el organismo estatal.

Al cierre del 2017, Quintana Roo contaba con una cobertura de drenaje sanitario y saneamiento del 67.80% del total de aguas residuales producidas por sus pobladores; en lo que respecta a las zonas urbanas es un 73.70% y en la zona rural es del 13.30%.

La mayor parte de los sistemas para el tratamiento de las aguas residuales están en Cancún, Playa del Carmen, Cozumel, Chetumal y Tulum, así como en Huay Pix, Subteniente López, Mahahual, Bacalar, Puerto Morelos, Puerto Aventuras, Chemuyil, Akumal, Holbox y Chiquilá por su cercanía con cuerpos superficiales de agua, susceptibles a la contaminación o actividad turística.

El saneamiento de las aguas en la zona rural, es reconocido como uno de los retos, pues para el cierre del 2017 la cobertura es del 13.30%.

Alternativas para la zona rural

La construcción de sistemas de tratamiento formales y sistemas de alcantarillado sanitario convencionales para la zona rural, es calificada por la CAPA como “difícil”, por lo que están identificando otras alternativas.

En coordinación con la Comisión para el Desarrollo de los Pueblos Indígenas (CDI) y la Comisión Nacional del Agua (Conagua), CAPA contempla la construcción de sistemas integrales compuestos por baños (que funcionen como recolectores de las aguas residuales generadas) y de biodigestores que permitan un tratamiento de los desechos generados por cada familia en la localidad.

En lo que respecta al manejo y disposición de aguas residuales a través de pipas, que desalojan estos desechos de los comercios, establecimientos y casas habitación que cuentan con fosas sépticas, si están bien construidas, se deben vaciar periódicamente.

El reto, reconoce la CAPA, es tener un mejor control en ese servicio, ya que muchos dueños de estos carros tanques realizan la actividad sin tener medidas de control e incluso vierten el contenido de sus pipas en la selva o terrenos baldíos.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios