20 de Junio de 2018

Chetumal

Vigilan a expendedores de alimentos, durante temporada de calor

Parte del riesgo al registrarse sensaciones térmicas por arriba de los 40 grados centígrados, es la descomposición de los alimentos.

Con esta medida pretende descartar la presencia de bacterianas dañinas a la salud. (Harold Alcocer/SIPSE)
Con esta medida pretende descartar la presencia de bacterianas dañinas a la salud. (Harold Alcocer/SIPSE)
Compartir en Facebook Vigilan a expendedores de alimentos, durante temporada de calor Compartir en Twiiter Vigilan a expendedores de alimentos, durante temporada de calor

Enrique Mena/SIPSE
CHETUMAL, Q.Roo.- El descarte de presencia de bacterias dañinas a la salud humana, E-coli, Salmonela y productos en estado de descomposición como consecuencia de las altas temperaturas de temporada es la actividad principal que aplica la Dirección de Protección Contra Riesgos Sanitarios (DCPRS) en un promedio de dos mil 600 negocios expendedores de alimentos, crudos y preparados.

El doctor de la Secretaría de Salud y director de la DPCRS, Juan Lorenzo Ortegón Pacheco, precisa que en Chetumal existen 120 negocios dedicados a la venta de productos cárnicos, mariscos y pescados; otros mil 100 del sector informal o vendedores ambulantes de frutas, frituras y golosinas; además, en el municipio Othón P. Blanco se engloban otros mil 400 negocios formales expendedores de alimentos.

Parte de los riesgos al registrarse sensaciones térmicas por arriba de 40 grados centígrados, en el sur de Quintana Roo, es la descomposición de alimentos expuestos en anaqueles o que no se resguardan en refrigeración.

En el caso de las carnicerías, que suman en promedio 100 en la capital, exponer la carne a la intemperie por largos periodos de tiempo puede llevarla a su descomposición; el mismo caso para los pescados y mariscos, que deben mantenerse en bajas temperaturas o hielo.

Parte de la obligación de quienes preparan alimentos para su venta es utilizar productos frescos o en su caso que no se encuentren en etapas tempranas de pudrición. La sanidad e higiene del entorno de preparación debe cumplir con las normas sanitarias que establece la Secretaría de Salud.

Al incumplirse éstas, el consumidor es candidato a contraer bacterias infecciosas, heces fecales de ratas o insectos, coliformes fecales, salmonela, entre otras. La infección gastrointestinal aguda, por ejemplo, es difícil de soportar por menores de edad que sin falta de inspección o tratamiento puede resultar en el fallecimiento.

En estos últimos días la temperatura alcanza hasta los 42 grados centígrados y la descomposición de los alimentos es el factor a vigilar y descartar, son más de dos mil  600 negocios entre formales e informales que estarán bajo la lupa de los verificadores sanitarios, dijo.

 

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios