13 de Noviembre de 2018

Quintana Roo

Replicar desarrollo turístico en zona isleña, grave error (videos)

Recomiendan respetar las leyes ambientales para no generar un ecocidio en el área natural protegida.

El Sistema Lagunar Chacmochuch conserva gran relevancia ecológica. (Jazmín Ramos/SIPSE)
El Sistema Lagunar Chacmochuch conserva gran relevancia ecológica. (Jazmín Ramos/SIPSE)
Compartir en Facebook Replicar desarrollo turístico en zona isleña, grave error (videos)Compartir en Twiiter Replicar desarrollo turístico en zona isleña, grave error (videos)

Jazmín Ramos/SIPSE (Tercera de 4 partes)
CANCÚN, Q. Roo.- De acuerdo al decreto donde se declara Área Natural Protegida el Sistema Lagunar Chacmochuch, la zona se tipifica como de alta vulnerabilidad por su gran relevancia ecológica, dado que ofrece ambientes adecuados para la estancia de 194 especies de flora y fauna típica de la Península de Yucatán.

Ante esas condiciones, es necesario proteger la conservación de sus ecosistemas conformados por dunas costeras y humedales, cuya fragilidad los hace susceptibles de alteración por las actividades humanas; de hecho, hay investigaciones que recomiendan establecer un adecuado manejo de sus recursos naturales.

También te puede interesar: Requiere zona continental isleña millonaria inversión (videos)

El biólogo Rubén Borau García, explicó que es un grave error replicar un desarrollo turístico como el de Cancún y la Riviera Maya en la parte continental del Isla Mujeres, porque el impacto de estos modelos tan agresivos tienen efectos devastadores al medio ambiente y en algunos casos irreversible, máxime si la Laguna Chacmochuch ya presenta un deterioro derivado del relleno sanitario.

“Me atrevo a decir que si se insisten en no respetar las leyes ambientales estaremos presenciando un ecocidio, pues el Sistema Lagunar Chacmochuch que rodea la parte continental de la ínsula tiene un valor funcional para las especies que ahí cohabitan, es un espacio para la alimentación, descanso, reproducción, desarrollo y maduración de los individuos, de tal manera que es vital para que completen el ciclo biológico”.

Comentó que no se trata de cerrarle el paso a la inversión, sino de ser respetuosos de las normas ambientales, pero lamentablemente se sigue con esa práctica de pedir perdón y luego permiso, la prueba es que no se tiene un plan maestro de desarrollo urbano, lo cual es grave porque se está construyendo de manera desordenada.

“De lo que se tiene conocimiento es que el PDU de ese desarrollo turístico está en espera de que el Congreso Local apruebe la Ley de Asentamientos, pero mientras tanto ya hay hoteles operando en la zona y en construcción, demostrando que siguen esas prácticas que tanto dañan al medio ambiente”.

Dijo que las grandes edificaciones como las que se levantan en la parte continental de Isla Mujeres no pueden considerarse sustentables, tienen un alto impacto por la gran demanda de servicios e infraestructura, y actualmente los desarrollos en Quintana Roo no adoptan buena prácticas ambientales.

Asimismo, mencionó que por muy sustentable que sea un proyecto habrá un impacto, pero se trata de que sea el menos posible, por ello la importancia de la planeación, es más si en la laguna se llegara a cerrar alguna conexión con el mar su composición química cambiaría, causando problemas a la reproducción de las especies.

“Meter 22 o 25 mil cuartos en una zona tan frágil implica una gran carga de residuos de aguas negras que si no se tratan adecuadamente van a ir a dar al mar y a la laguna; con todos esos nutrientes habrá mortandad de especies por falta de oxígeno, como sucede en la laguna Nichupté, eso sin contar el impacto por construir sobre el mangle y la devastación de flora de la región”.

Modificaciones al POET ante nuevas inversiones

En el 2012 se elaboró el Programa de Ordenamiento Ecológico y Territorial (POET) de la zona continental de Isla Mujeres, instrumento base para establecer los lineamientos de desarrollo, no obstante este fue modificado en varias ocasiones incrementando las hectáreas de aprovechamiento.

Originalmente el documento establecía que se podían explotar 2 mil 293 hectáreas debido a la fragilidad del ecosistema, pero actualmente se contemplan nueve mil hectáreas y aumentaron el número de cuartos de hotel al pasar de 19 mil a 22 mil.

Gonzalo Merendiz Alonso, director ejecutivo de los Amigos de Sian Ka’an, comentó que las experiencias que se han tenido en otras zonas del estado deben ser las pautas para determinar los nuevos desarrollos, porque de nada vale tener instrumentos que regulan el desarrollo si no se respetan.

“En el caso de Isla Mujeres, si no se cuenta con un PDU para el proyecto turístico, yo soy de la idea de esperar un poco a tener esos instrumentos que regulan antes de seguir impulsado el crecimiento”.

Mencionó que el hecho de que la Laguna Chacmochuch sea parte de la reserva del Caribe Mexicano, puede ayudar para frenar el desarrollo a gran escala; ciertamente todo desarrollo genera algún impacto, pero la recomendación es que sea el menos posible.

Añadió que los empresarios también deben cambiar sus políticas de desarrollo basados en la sustentabilidad a fin de reducir el impacto ambiental, porque finalmente también ellos ponen en riesgo la inversión con esos proyectos que son invasivos.

“Aquí vale la pena preguntarnos como sociedad, cuántos cuartos de hotel nos conviene tener en la entidad, tanto por el impacto ambiental como por la sobre-oferta, porque replicar un solo modelo de turismo económicamente no resulta tan conveniente, por lo que vale la pena hacer ese ejercicio de costo beneficio”.

Bajo ese contexto, comentó que también se requiere la voluntad de los tres órdenes de gobierno para hacer cumplir las leyes, cuya legislación ambiental es muy avanzada pero hay casos donde se incumplió la norma y eso es lo que se tiene que evitar.

“Es necesario hacer cumplir las leyes con sus reglamentaciones y también la sociedad debe ser vigilante de que el desarrollo se haga de la mejor manera, porque nos conviene a todos finalmente y porque tenemos la lección de la pérdida de playas por la mala construcción; aprendamos de esas lecciones para que no se repitan”.

En ese sentido, sugirió que por el tipo de ecosistema de la parte continental de Isla Mujeres, vale la pena apostarle a proyectos de menor densidad, que permitan la llegada de mercados de mayor poder adquisitivo ofertando desarrollos más exclusivos con menor densidad y que generen más ingresos económicos para Quintana Roo.

DATOS

*El Sistema Lagunar Chacmochuch no sólo forma parte de la Biosfera del Caribe Mexicano, sino que en 1999 el Gobierno del Estado la declaró Área Natural Protegida, con la categoría de zona sujeta a conservación ecológica.

*El Sistema Lagunar Chacmochuch, es zona de refugio y anidación particularmente para 19 especies de aves migratorias, por ello su importancia trasciende a países vecinos.

*El sistema lagunar soporta la calidad de los ecosistemas arrecifales de las zonas marinas, y constituyen una trampa de sedimentos que, de alcanzar las aguas costeras, serían un peligro para la existencia saludable de las formaciones coralinas.

*Especies del Sistema Lagunar Chacmochuch: Flora: Mangle rojo, mangle negro, mangle blanco y mangle botoncillo, así como vegetación de la región.

Fauna: Basilisco, roño, cocodrilo de río, cocodrilo de pantano, gavilán zambullidor, garza rojiza, papamoscas, gusanerito, gusanero, pecarí y ocelote.

*El 40% de los hoteles en Isla Mujeres tiene problemas con sus aguas residuales.

*El 35% de la población carece de drenaje.

*Sólo el 10% de los hoteles que operan en la ínsula tiene alguna práctica de conservación ambiental.

* La mayoría de los hoteles que ya operan en la parte continental se construyeron sobre duna costera o manglar.

 

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios