14 de Noviembre de 2018

Opinión

Al mejor negociador... se le va la liebre

A lo largo de nuestra vida negociamos momentos, precios, servicios, productos, valores.

Compartir en Facebook Al mejor negociador... se le va la liebreCompartir en Twiiter Al mejor negociador... se le va la liebre

¿Cuántas veces hemos perdido alguna oportunidad por no decir la palabra correcta, en el momento correcto con la persona correcta? ¿O simplemente por no haber actuado de una manera determinada en un momento determinado? ¿O no haber ofrecido lo adecuado a las necesidades de una persona o empresa?  No importa la posición o nivel que tengamos, siempre estamos negociando algo. A lo largo de nuestra vida negociamos momentos, precios, servicios, productos, valores, descuentos, promociones, permisos.

Como todo buen negociador, debes tomar en cuenta algunos puntos dignos de recordar a la hora de gestionar cualquier tipo de negociación. Comparto 5 puntos contigo para ayudarte a la hora de estar con la persona interesada en hacer negocios contigo:

1.- Ofrece.-  Siempre ubícate en el plano de ofrecerle a tu cliente, no en el plano de pedir. Recuerda que el cliente tiene que ganar en la negociación, y en el momento que él sienta que no lo logra, no va a aceptar cerrar nada contigo. 

2.- No te desgastes.- Tu esfuerzo de negociación tiene que ser el exacto. Procura no hablar de más, ni dar explicaciones sobrantes. Una negociación óptima es la que no te hace sentir cansado al final.

3.- Límites muy claros.- Hablamos de límites inferiores y superiores. No pretendas ofrecer más de lo que puedes o debes, ni mínimos que te hagan perder en la negociación. Debes tener claro hasta dónde puedes llegar y lo menos que puedes ofrecer.

4.- Seguridad.- Si algo debes aportar a la negociación es la seguridad de lo que vendes o compras, pero, sobre todo, tu seguridad misma. Una persona segura es más convincente que el mejor producto o servicio. Vence tus miedos.

5.- Propuestas convencionales.- Procura no tratar de encontrar el hilo negro. Este tipo de propuestas logran comunes acuerdos entre ambas partes. Enfócate en demostrar lo sencillo que es llevar la negociación sin complicarte por ofrecer algo rebuscado. Toma en cuenta que menos a veces significa más.

En toda negociación, siempre debes de buscar el ganar-ganar. Negociar es un arte hoy día. La competencia es muy reñida, no sólo en cantidad, sino también en calidad. Por lo que te aconsejo que trates de recordar estos puntos, pues incluso: Al mejor negociador… se le va la liebre.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios