23 de Septiembre de 2018

Opinión

Amor hacia uno mismo

Son tantas las razones para no dudar de nuestro valor y aprender a amarnos y admirarnos...

Compartir en Facebook Amor hacia uno mismoCompartir en Twiiter Amor hacia uno mismo

Al árbol se le conoce por sus frutos y al hombre por sus acciones. Siembra cortesía, cosecharás amistad. Planta bondad, cosecharás amor.- Anónimo

No existen la casualidad ni el azar, son los pensamientos, emociones y acciones los que van construyendo cada momento de nuestra vida y todo lo que se va presentando en el escenario de cada quien.

Tenemos un valor incalculable como personas. Son tantas las razones para no dudar de nuestro valor y aprender a amarnos y admirarnos para poder amar y admirar a los demás. Esas razones nos las podemos repetir para tener siempre presente nuestra valía porque el amor empieza ¡conmigo! porque soy importante y hay un propósito para que yo ¡HOY! este aquí; soy [email protected] aun sin ser [email protected] porque hago mi mayor esfuerzo y no me rindo; porque reconozco mis debilidades y puedo superarlas; porque soy una magnifica persona y Dios me hizo ú[email protected] e irrepetible, en su justa medida. 

No vale etiquetarnos dudando de nuestra capacidad; mientras más pensamientos positivos tengamos acerca de nosotros mismos, mejor será nuestra vida. Vivir sin la preocupación de lo que piensan los demás de nosotros libera fortalezas para lograr nuestros sueños y gozar la dicha de vivir un día más; recordar las gratas sensaciones de escuchar el canto de los pájaros, el rumor del viento, la luz y el calor del sol y sentirlo; ver la lluvia caer y percibir su olor. Es una bendición gozar todo aquello que nos es dable disfrutar porque: ¡estamos vivos!

Cambiar por dentro no sólo quiere decir reprogramar los pensamientos y alcanzar el equilibrio interno del espíritu sino también cuidar el cuerpo y no abusar de él. Nunca rendirse, no ceder, porque no hay escollo que no se pueda superar con esfuerzo, perseverancia y voluntad. Darse tiempo de calidad a uno mismo, momentos inolvidables con quienes amamos, momentos sublimes compartidos con el compañ[email protected] de vida. 

Dar sin esperar nos llena de contento, ofrecer una sonrisa, ayudar a quien lo necesite sin que nos lo pida, son gestos humanos que nos iluminan el camino, dan solidez al carácter y estructuran la consciencia del ser.

Recordemos que la vida es un momento, por eso, ahora sonrío, agradezco, sueño, deseo, acciono, logro y ¡AMO! Seamos generosos, pues mientras más damos más tenemos para compartir, es una decisión diaria. Démonos cuenta de la grandeza de nuestro ser hecho a imagen y semejanza del Ser Superior que nos creó.

¡Ánimo! hay que aprender a vivir.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios