10 de Diciembre de 2018

Opinión

Antes de cambiar de tema

Debemos modificar nuestro modelo de sociedad globalizada, fundado en el crecimiento económico indefinido.

Compartir en Facebook Antes de cambiar de temaCompartir en Twiiter Antes de cambiar de tema

Como colofón a lo tratado las pasadas semanas, especialmente en torno al concepto de Nuestro Futuro Común, quisiera referirme a la preocupación de muchos estudiosos de los problemas ambientales, quienes insisten en que la destrucción del equilibrio ambiental, señalada por muchos de ellos como una pesadilla apocalíptica, es uno de los mayores retos, si no es que el mayor, a los que se enfrenta la humanidad en su conjunto, es decir, todos y cada uno de quienes compartimos el planeta. El continuo deterioro debe detenerse, hay muchas acciones que no es posible dejar para mañana, que son urgentes. 

Debemos modificar nuestro modelo de sociedad globalizada, fundado en el crecimiento económico indefinido y el consumismo desenfrenado. Debemos empezar a actuar ya. 

Aquí, como referencia, creo que es oportuno recordar la parábola difundida por el Club de Roma, al cual nos referimos en semanas anteriores, en su libro “Los Límites del Crecimiento”. El hecho es que en un estanque crece un nenúfar, que va duplicando todos los días su tamaño. De acuerdo con su tasa de crecimiento en treinta días el estanque estará cubierto totalmente por sus hojas, lo que provocará la sofocación y la extinción de toda la vida que en él existe. 

Cuando han transcurrido veintinueve días nadie se ha preocupado por controlar su crecimiento recortando sus hojas, ya que hasta ese momento sólo ocupan la mitad del estanque. Pero al día siguiente será tarde. Nuestra progresiva agresión a la biósfera sin duda no ha llegado al día veintinueve, pero no esperemos hasta ese día para tratar de comenzar a actuar.

Esta necesidad de actuar todos fue el principal inductor de la Conferencia sobre Medio Ambiente de Río, la Cumbre de la Tierra, en la cual se aprobó el Plan de Acción o Programa de las Naciones Unidas para el Siglo XXI, documento conocido como la “Agenda 21”, que tiene como objetivo central el logro de una asociación mundial en pro del desarrollo sostenible.

El desarrollo de estas agendas 21 locales sólo es posible si en cada comunidad se promueve y alcanza la participación ciudadana incondicional en torno a la protección y conservación del medio ambiente, enmarcada en el consenso y el respeto a los demás. ¿Podemos?.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios