23 de Julio de 2018

Opinión

El arte que acompañaba la música

La música en vinil está de vuelta y más fuerte que nunca, lo que me entusiasma es la forma tan creativa de presentarla.

Compartir en Facebook El arte que acompañaba la músicaCompartir en Twiiter El arte que acompañaba la música

Para los melómanos de corazón y que andan más allá del tercer piso, una de las grandes experiencias que vivíamos en común al escuchar música era construir aventuras, escenas, historias y fantasías a través de las portadas, doble portada y librillos que incluían los discos de acetato/vinil/pasta y que de cierta forma se conservó hasta el boom de los discos compactos (cd’s). 

El arte gráfico que venía como parte de la experiencia de comprar música, desde hace mucho se perdió con la distribución masiva de la música digital que en su gran mayoría viene como producto total… sólo el tema musical.

Salir de compras, específicamente a la “disquería”, era ya en sí toda una experiencia, pues al arribar a las tiendas, lo primero que te motivaba era el impacto visual de pósters y portadas, además de la música a buen volumen de los discos al probarlos… la gente en cacería musical, pero lo más importante… era el tiempo que pasarías en el lugar, hurgando y explorando los gigantescos contenedores con los discos, que al estar sellados en celofán… por lo regular no permitían ver su interior, ya desde ahí la aventura tomaba sabor.

Al llegar a casa, comenzabas con destapar y poner el disco a sonar… mientras tanto, ya te enfrascabas en el análisis meticuloso del arte en la portada… buscando detalles en la pintura, diseño, foto, composición, etc… algunos discos se podían abrir en forma de libro… ¡qué experiencia! Más arte, letras de las canciones y creativos métodos de mantener tu atención, mientras el disco sonaba al girar en la tornamesa…  algunos discos todavía traían un cuadernillo más junto al vinil… así el arte que acompañaba la música nos hacía vivir cada vez, increíbles y temáticas experiencias, que heredaron los discos compactos… contenido plus.

¿Qué pasó entonces?

La era digital limitó la distribución de estos “kits” de entretenimiento, enfocándose sólo en la música, de la cual ahora si tenemos suerte conoceremos la “portada”, eso es todo.

La buena noticia es que la música en vinil está de vuelta y más fuerte que nunca, lo que me entusiasma es la forma tan creativa de presentarla, claro, superior a la descripción anterior, pues, ahora el arte está en el vinil, en el pasado, lo más que tuvimos fue el foto disco, ahora los moldes y suajes logran experiencias aún más intensas.

Personalmente les recomiendo que vayan consiguiendo su tornamesa (sí hay en el mercado y nuevas) para volver a retomar y vivir el romanticismo del arte mejor complementado que personalmente disfruto… el disco de vinil.

Escuchemos música en disco!!!  …mientras tanto Groove on!!!  

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios