22 de Octubre de 2018

Opinión

Se avecina una tormenta en el boxeo amateur yucateco

Existen discrepancias entre la Asociación, que comanda Carlos 'Pescado' Sosa y el ex pugilista vallisoletano Carlos 'Calín' Castro, por no pagar a los jueces y referís.

Compartir en Facebook Se avecina una tormenta en el boxeo amateur yucatecoCompartir en Twiiter Se avecina una tormenta en el boxeo amateur yucateco

Se avecina una tormenta  en el boxeo de aficionados de Yucatán por las discrepancias entre la Asociación, que comanda Carlos “Pescado” Sosa y el ex pugilista vallisoletano Carlos “Calín” Castro.

Esta vez se unió a la inconformidad la Unión de Managers del municipio de Mérida, que lidera el “Crucigrama” René Medina.

Desde que tomó las riendas de la coordinación  de los gimnasios de boxeo del IDEY, el ex púgil “Calín” Castro no la ha tenido nada fácil, toda vez que ha chocado  con los mentores locales del deporte de los puños que lo acusan de inquisidor y prepotente, que no se presta al diálogo.

Ardió Troya cuando los hombres de la toalla y la Asociación de Boxeo de Aficionados se enteraron que el vallisoletano no quiere pagar a los jueces y referís que trabajen en las veladas del deporte de los puños, a quienes incluso amenazó diciendo que con aval o sin aval de esa agrupación organizará sus funciones porque echará mano de conocidos oficiales del deporte en Mérida.

El “Pescado”  Sosa con el “Crucigrama” Medina  y su gente debieron reunirse ayer por la tarde con autoridades del deporte para solucionar el problema  porque se acerca  la fase regional y no permitirán que Castro cometa el error de hacerlos a un lado, porque  está contra los reglamentos del boxeo de aficionados y por ningún motivo debe haber profesionales en el deporte amateur.

Directivos de la asociación con los mentores locales están molestos al grado que amenazaron con no permitir que sus pugilistas compitan en los torneos que haga el IDEY, eso sí, aseguraron que sus jóvenes no se quedarán sin competir en la fase regional y nacional  de la Olimpiada porque los menos culpables de este conflicto son ellos.

Estoy seguro que el director del IDEY, Juan Sosa Puerto, pondrá las cosas en su lugar al no permitir más conflictos en el boxeo local, toda vez que el Gobierno del Estado ha invertido muchos miles de pesos en la construcción de un Centro de Alto Rendimiento exclusivo para boxeo y ha dotado de material deportivo  a gimnasios de ese instituto que se encuentran en esta ciudad y otros municipios.

Calos “Calín” Castro es excelente persona y por tal estor seguro que se apegará a los estatutos del boxeo de aficionados; una cosa es cierta, el IDEY es el organizador de la función de boxeo y no tienen que meterse los de la Asociación y los managers, sino que es responsabilidad de los jueces y arbitraje de la agrupación  que comanda el “Pescado” Calos Sosa, quienes a la vez tienen que devengar un sueldo.

En cuanto a los managers, están mostrando que existe la unidad en el gremio pero no deben olvidar que en el Centro de Alto Rendimiento trabajan entre cinco y seis mentores que dependen directamente de “Calín” Castro; no vaya  a ser que los presione para que sus pupilos compitan en alguno de los torneos que organice  sin aval de la asociación.

En fin, ojalá que todo se solucione para bien el boxeo yucateco  o seguirán  los fracasos de cada año en la Olimpiada Nacional (ON).

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios