21 de Septiembre de 2018

Opinión

Chetumal y ediles con licencia

Como salvadores de la Patria, con sus armas cubiertas de gloria, seis regidores del ayuntamiento capitalino zarparon para ver qué capturan...

Compartir en Facebook Chetumal y ediles con licenciaCompartir en Twiiter Chetumal y ediles con licencia

Como salvadores de la Patria, con sus armas cubiertas de gloria, seis regidores del ayuntamiento capitalino zarparon para ver qué capturan en las aguas repletas de pescadores de posiciones electorales, dejando un municipio abandonado a su suerte, algo que no había ocurrido ni en los trienios más nefastos que ha padecido la capital.

El cinismo de estos regidores es imperdonable porque dejan como suplentes a elementos improvisados que lo único que dominarán a la perfección es cobrar puntualmente sus inmerecidas percepciones, mientras gran parte de los trabajadores vive una pesadilla cotidiana, con economías colapsadas.

Veamos algunos de los pendientes de estos regidores con licencia para defraudar a los othonenses, y que estarían en alguna boleta: Gran parte del bulevar Bahía, rumbo a la localidad de Calderitas, ha permanecido en penumbras sin que el ayuntamiento capitalino haya tomado cartas en el asunto. Inaceptable por la imagen de abandono que damos a los contados turistas que nos visitan, pero potencialmente explosivo por las condiciones de in-seguridad que esto genera.

Los patrullajes son esporádicos, alentando a los delincuentes que olfatean las condiciones propicias para dar el zarpazo, por lo que urge que una instancia reactive el alumbrado público antes de que ocurra una tragedia que los movilice a la velocidad de la luz.

Aguardar al niño ahogado para tapar el pozo es simplemente inaceptable. Y este tramo ha permanecido casi por completo en penumbras por más de un año, más los que se acumulen al paso que vamos.

Difícilmente podríamos encontrar una capital tal abandonada, ya que a la penumbra del bulevar rumbo a Calderitas se suman pendientes que no han sido resueltos en mucho tiempo, como el tema del transporte que permanece a su mínima expresión, como si se tratase de un pueblo bicicletero.

El del transporte fue uno de los pendientes que dejó la regidora del Verde Ecologista, Gabriela Santana Duarte, quien también obtuvo permiso para irse a la aventura electoral, como si tuviese la conciencia tranquila por el deber cumplido.

También abandonaron al zoológico de la capital, convertido en piltrafa en cuestión de meses, como si hubiese quedado en las manos de sus peores enemigos. El zoológico es doloroso ejemplo de lo que se debe evitar en cuanto al manejo de estos espacios familiares, muy adecuados para el turismo.

Míriam Osnaya e Irazú Sarabia May (PRI), Ariel Novelo (PRD), Rivelino Valdivia (PT), Gabriela Santana (Partido Verde) y Cristian Alvarado (Nueva Alianza) obtuvieron licencia por 60 días, dejando pendientes como estos que a fin de cuentas son su carta de presentación. Y quedan definidos a la perfección, aunque no son los únicos culpables.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios