21 de Abril de 2018

Opinión

Luz y sombra en estos Juegos Olímpicos

Un boxeador que prácticamente pide limosna para viajar y competir es un gancho al hígado para los políticos, pero es hora de dejar de llorar.

Compartir en Facebook Luz y sombra en estos Juegos OlímpicosCompartir en Twiiter Luz y sombra en estos Juegos Olímpicos

Te has imaginado la posibilidad de que aquella persona que te extiende la mano en los semáforos o la que está pidiendo limosna en diferentes lugares de la ciudad pueda ser un atleta olímpico? ¿Y que encima de eso sea medallista? Sería algo muy poco probable. Sin embargo, es una realidad que se vivió en México.

El boxeador Misael Rodríguez, único deportista que hasta ahora asegura una presea para nuestro país, tuvo que salir a las calles para conseguir recursos con los cuales viajar al Campeonato Mundial de Boxeo en Doha, Qatar, y así amarrar un boleto para Río 2016.

Una triste historia superada por una fuerza de convicción mucho mayor que cualquier pena que pudieron sentir el “Chino” Rodríguez y sus compañeros pugilistas.

Es hora de dejar de llorar por la corrupción que evidentemente existe en nuestro país y comenzar a exigir.

Exigirle al director de la Conade, Alfredo Castillo, quien ha desviado recursos para sus caprichos y se esconde detrás de la cortina diciendo que todos son culpables menos él.

Demandar más a nuestros deportistas con recorrido y apoyo, llámese futbol, clavados o tiro con arco; no se vale simplemente apuntar a los altos directivos y decir que todo esto es incumplimiento suyo, hay que tener la decencia de admitir errores y aceptar críticas por el pobre desempeño.

Reclamarnos a nosotros mismos como público crítico, no solamente señalar a quienes están “pasaditas de peso”, lo cual, a mi parecer, es una ridiculez por parte del pueblo que se supone debe apoyar.

Pero, como en todas las ocasiones, no todo es luz ni todo es sombra, siempre hay ambas.

Hay que estar orgullosos de Misael Rodríguez, que se ha impuesto a todos los obstáculos que la vida le ha presentado y que busca darnos una sonrisa más en estos Juegos Olímpicos.

De igual manera, felicitar a la halterofilia mexicana, que, a pesar del poco apoyo que se le brindó, logró posicionarse en quinto lugar tanto en la rama varonil como en la femenil con Bredni Roque y Eva Gurrola.

Y yo, exhortarlos a ustedes a mostrar su indignación u orgullo en redes sociales o por cualquier otro medio, porque todos podemos aportar nuestro granito de arena. 

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios