17 de Noviembre de 2018

Opinión

El cinismo del alcalde

Como si no bastaran los problemas en los que se ha metido el polémico presidente municipal de Othón P. Blanco, Carlos Mario Villanueva Tenorio, acaba de protagonizar otro relajito...

Compartir en Facebook El cinismo del alcaldeCompartir en Twiiter El cinismo del alcalde

Como si no bastaran los problemas en los que se ha metido el polémico presidente municipal de Othón P. Blanco, Carlos Mario Villanueva Tenorio, acaba de protagonizar otro relajito.

La degradante situación no es la primera ni mucho menos la última de varias quejas e incumplimientos de un sospechoso alcalde charlatán que gusta deambular en carros lujosos riéndose de la sensibilidad de un pueblo humilde.

Desde que inició su trienio ha sido involucrado en una serie de negocios riesgosos, oscuros y llenos de contubernio. No solamente en cuestión de obra pública donde se le dificulta aplicar los sistemas de transparencia que interrumpan sus negocios; también se habla del manejo a su gusto de la nómina municipal y el incremento de recursos en documentos de comprobación para entrar al proceso de desvíos contables que afectan al erario con pérdidas irremediables e irreparables.

De nueva cuenta ayer desfilaron por la oficina de Tesorería municipal un nutrido grupo de proveedores con quienes el municipio tiene adeudos, situación por la que algunos acreedores habían advertido que se manifestarían en esta ocasión.

La presencia de proveedores que acudieron a Tesorería se dio desde las 9 horas, quienes se presentaron para saber si recibirían algún pago a sus deudas estratosféricas Unos acreedores entraban en la antesala de la oficina de Tesorería a la espera de ser llamados y posteriormente informados que el municipio no tiene recursos para saldar deudas, situación que molestó a los proveedores, porque algunos han acudido en más de tres ocasiones a escuchar la misma respuesta con promesas que incumplen porque les cambian las fechas de pago. Evidenciaron que desde que inició el año, la autoridad municipal se comprometió a liquidar las deudas que tenían pendientes con ellos, pero hasta el momento sólo a vueltas los han traído.

CMVT ha sido calificado de cínico y desvergonzado por un conocido empresario del sur de Quintana Roo, quien al exigir el pago de la renta de un edificio que utiliza la comuna como el Incavi, recibió como respuesta: “No tenemos para pagarle y hágale como quiera”. Sí, esa fue la respuesta que dio personal de CMVT tras un adeudo de 19 meses de renta. 

La respuesta de un inoperante esbirro de Carlos Mario no abonó en nada a buscarle una solución al grave problema que está por enfrentar la comuna, pues el dueño del inmueble ya veía venir el desaguisado que sufrió, y adelantó documentos para demandar a las autoridades municipales por un incumplimiento del contrato. Lo que pudiera generar un embargo precautorio de los pocos activos que le quedan al ayuntamiento.

El proveedor, quien esperaba un compromiso de pago, o ya de perdis una disculpa, ante las incontables vueltas que dio para solicitar el pago, recibió insultos y desplantes de soberbia. Claro que el empresario chetumaleño no cayó en la vulgaridad del respetable Marito y se fue por el lado legal. 

Y la falta de liquidez del ayuntamiento generó un nulo mantenimiento del inmueble, y la suspensión de teléfono, agua y luz. 

Al carecer de agua, los baños no sirven por lo que los empleados “echan las cabras al monte” para realizar sus necesidades fisiológicas, mientras las mujeres se ven en la necesidad de acudir a un centro comercial cercano a estas oficinas, ubicadas sobre la avenida Rojo Gómez, a unos metros de la avenida Insurgentes de esta capital.

De proceder la demanda en los próximos días, los empleados del Incave serán expulsa-dos con el uso de la fuerza literalmente a la calle y los activos del ayuntamiento serían embargados para cubrir la deuda de renta. 

Este acto injusto, ilegal, arbitrario y estúpido sólo podría ser obra del cínico Marito, atina en señalar su casero quien narra los hechos, en espera de justicia y no quede en una más de todos los pendientes e impunes, aún por resolver por la vía legal a las que tendrá que rentar el junior del Mostrenco.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios