23 de Octubre de 2018

Opinión

El futuro de los alcaldes

Mientras dos alcaldes ya se treparon en el tren de la próxima Legislatura...

Compartir en Facebook El futuro de los alcaldesCompartir en Twiiter El futuro de los alcaldes

Mientras dos alcaldes ya se treparon en el tren de la próxima Legislatura – Trinidad García Argüelles del PAN y Filiberto Martínez Méndez del PRI–, el futuro es impreciso para otros del Tricolor y de fuerzas políticas distintas.

Quizá el mayor mérito político y administrativo se lo haya apuntado el presidente del Concejo Municipal de Bacalar, Francisco Flota Medrano, quien tuvo un desempeño muy efectivo en ese municipio en pañales que no ha caído en ese remolino que mantiene contra las cuerdas a muchos Ayuntamientos, comenzando por el capitalino de Othón P. Blanco.

Flota Medrano ya tiene carrera burocrática en el gobierno del estado, por lo que retornaría con una mayor experiencia y prestigio político. Y por estrategia será apartado de la tentación de maniobrar en Bacalar, intentando hablarle al oído al futuro alcalde José Alfredo “Chepe” Contreras.

Aquí, el alcalde Carlos Mario Villanueva Tenorio ha padecido un desgaste que ha erosionado hasta el tope su capital político que descansa en el peso de un apellido muy venerado por miles de sureños. La novatez y el nivel mediocre de sus colaboradores colocaron al hijo del ex gobernador Mario Villanueva en el fondo del pantano, inmovilizado y sin margen de maniobra.

Y desde antes del proceso electoral los othonenses ya contaban con impaciencia los días que faltan para el tan ansiado relevo.

Carlos Mario Villanueva se perfila como candidato a la banca, un futuro que incluso evitó su antecesor Andrés Ruiz Morcillo. Cierto, el alcalde aún puede exprimir el jugo de un apellido identificado tan solidariamente por una abrumadora mayoría. En Cozumel, el alcalde Aurelio Joaquín González se debilitó mucho, agotando ese potencial que llegó a colocarlo en la lista de aspirantes a la grande. Y precisamente en el distrito de Cozumel el PRI conoció su única derrota en la pasada elección, algo en verdad insólito, ya que se arrasó incluso en el complicadísimo Cancún.

En Solidaridad, por su pésimo desempeño, el alcalde interino Rafael Kantún Avila tendrá su debut y despedida, siendo fuerte candidato a una revisión exhaustiva a sus manejos financieros, ya que aterrizó con la filosofía de aprovechar al máximo en su provecho la posición que estaba muy lejos de su mediocre potencial político inclinado a la traición.

Cuentas igualmente pésimas ha entregado el alcalde interino de Tulum, Martín Cobos Villalobos, quien tuvo la suerte de relevar a Edith Mendoza Pino, condenada a los rigores de presidio.

Por su parte, los alcaldes de oposición deben esperar mejores tiempos, intentando tomar las riendas del PAN y PRD o mantenerse activos para pescar candidaturas en el próximo proceso federal. Un camino cuesta arriba que dejará en escena a los más aptos.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios