15 de Octubre de 2018

Opinión

El que no brinque, el que no salte…

Irreverencia, crítica social, lenguaje altisonante, sátira política y un humor muy ácido se combinan con potentes riffs de guitarra...

Compartir en Facebook El que no brinque, el que no salte…Compartir en Twiiter El que no brinque, el que no salte…

Irreverencia, crítica social, lenguaje altisonante, sátira política y un humor muy ácido se combinan con potentes riffs de guitarra, armonías de bajo acuchillantes y una batería que hace que retumbe el pecho de cualquiera, esto y más es Molotov, banda mexicana de rock que está cumpliendo dos décadas de su nacimiento.

Desde el lanzamiento de sus primeros discos “¿Dónde jugarán las niñas?” (1997), “Molomix” (1998), marcaron su estilo y dijeron lo que a muchas generaciones no les dejaron expresar. Supieron cómo reflejar en sus letras el sentir de los mexicanos con respecto a varios momentos históricos en el país y a varios personajes que manipulaban a las masas a través de los medios masivos de comunicación -“Que no te haga bobo Jacobo”, “El carnal de las estrellas”-.

Si bien el cuarteto nunca le ha cantado al amor y a la mujer, sí lo ha hecho, a su estilo, al desamor y los han etiquetado de misóginos por letras como “Rastamandita” y “¿Por qué no te haces para allá?... al más allá”.

Por su naturaleza el rock es contestatario, y Molotov lo entiende perfectamente y lo plasma en “Gimme the power” y Gimme the power II”, esto le valió censura en algunas estaciones de radio y programas de televisión, pero eso pareció no importarles pues su éxito trascendió las fronteras de nuestro país y los llevó a cruzar el charco en donde su música es muy bien aceptada.

Paco, Randy, Tito y Micky siguen dando de qué hablar, en su documental “Gimme The Power” en el que además de contar su trayectoria, arremetieron contra el que era presidente del país en ese momento (Felipe Calderón) por su presunto alcoholismo y eso también tuvo sus consecuencias.

Su más reciente producción discográfica “Agua maldita”, (2014) aún conserva la fuerza musical, pero esta vez la crítica se dejó de lado, sus razones tendrán.

El estilo de la banda no es monedita de oro, y no le cae bien a algunos sectores del país, pero lo que es cierto es que forman parte de la historia del rock nacional y hay un antes y un después de que esta bomba explotara en el medio de la escena musical.

Estimados lectores nos leemos la próxima semana.

Saludos y mucho rock.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios