15 de Diciembre de 2017

Opinión

'Gilberto', el huracán del siglo

Fue uno de los huracanes más devastadores que se recuerden; fue el más intenso de la temporada de 1988, una temporada que prometía ser tranquila.

Compartir en Facebook 'Gilberto', el huracán del sigloCompartir en Twiiter 'Gilberto', el huracán del siglo

Desde hoy y en sucesivos artículos vamos a hablar de “GILBERTO”, llamado el huracán del siglo; el 13 de septiembre de 1988 la Península de Yucatán sufrió el embate de éste que fue uno de los huracanes más devastadores que se recuerden; fue el más intenso de la temporada de 1988, una temporada que prometía ser tranquila, como otras tantas por las cuales ya llevaban un buen rato pasando todos los habitantes de la Península, ya que solamente había habido una fuerte amenaza de un huracán intenso en 1980, el cual había sido “ALLEN”, que pasó por el Canal de Yucatán y luego frente a la costa norte de Yucatán en su camino del Mar Caribe hacia el Golfo de México.

Había transcurrido ya un buen tiempo desde 1967, con “BEULAH”, en que no nos había afectado un huracán intenso y todos los habitantes de la Península nos confiábamos cada año más y más y hasta llegamos a pensar que ya no volvería a azotarnos ningún huracán intenso, reforzando esto que en 1980 “ALLEN” se desvió y no nos golpeó directamente; en aquel año de 1988, un destino turístico de gran lujo se había fomentado en la costa noreste de la Península, el proyecto Cancún, que se promocionaba con bombo y platillo y prácticamente era para turistas de alto poder adquisitivo, pero ese septiembre de 1988 se formó un ciclón tropical que ganaría el nombre del huracán del siglo por su rápido desarrollo, la gran intensidad que alcanzó vientos máximos que alcanzaban los 310 km/h, lo cual lo ubicaba en la categoría 5, la máxima de la escala destructiva Saffir-Simpson y el gran tamaño que tenía, de casi 1,000 kilómetros de extensión, lo hizo algo inédito y no visto en mucho tiempo. Desde que entró al Mar Caribe avanzó siempre en dirección oeste-noroeste, lo cual lo ponía directamente hacia la Península de Yucatán en su parte noreste, precisamente hacia el destino turístico por excelencia, Cancún, al cual alcanzó en el amanecer del 13 de septiembre de 1988, destruyéndolo por completo.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios