23 de Septiembre de 2018

Opinión

La fantasía que Ebrard heredó a Mancera

El sucesor de Marcelo Ebrard nos ha dicho que “no está asentado ningún cártel” en el Distrito Federal.

Compartir en Facebook La fantasía que Ebrard heredó a ManceraCompartir en Twiiter La fantasía que Ebrard heredó a Mancera

Durante la administración de Marcelo Ebrard al frente del Distrito Federal, el mismo jefe de Gobierno nos quiso vender la idea de que las organizaciones del narcotráfico no operaban de lleno en la capital del país, que si acaso, solo era la residencia esporádica de algunos capos, que el interés de esos grupos era el aeropuerto de la ciudad. Pensó que nos chupábamos el dedo, y lo mismo cree Miguel Ángel Mancera.

El sucesor de Marcelo Ebrard nos ha dicho que “no está asentado ningún cártel” en el Distrito Federal. Y lo aseguró a pesar de que hemos visto en la capital una racha de muertes que alcanzó los 23 homicidios en un solo fin de semana, que en al menos seis de ellos se realiza una investigación por nexos con el crimen organizado, que no queda claro cómo es que fueron atacados y muertos por perros los jóvenes en el Cerro de la Estrella de Iztapalapa, que apenas el viernes pasado elementos de la Policía Federal incautaron 30 kilogramos de cocaína en el aeropuerto capitalino...

El DF es la región de más concentración de personas en México, lo que se traduce en, sin duda, la mayor cantidad de consumidores de droga en el país. No tomarlo en cuenta, sería estar ciegos ante esta realidad, una forma de evadir lo que está sucediendo.

Los que vivimos en la ciudad más grande del mundo sabemos que Tepito es el mayor centro de distribución de drogas y armas del centro del país y el sitio desde el que se inunda de cocaína, mariguana y metanfetaminas a la capital. Y también sabemos que esto no es posible sin la corrupción de las autoridades locales. Todos lo sabemos, aunque parezca que el jefe de Gobierno no.

Y no es que Miguel Ángel Mancera, ex procurador, esté coludido con las mafias chilangas de la droga, sino que quiere mantener esa idea, de una ciudad inexistente y lejana de la violenta realidad nacional, que creó Ebrard. Quiere perpetuar esa fantasía, esa mentira.

La proyección de Mancera hacia 2018 es la de aspirar a la Presidencia de la República, y bien haría en hablar con la verdad sobre aquellos problemas que enfrenta la capital y el país. Si no lo hace, repetiría los errores, errores fatales, de los inquilinos de Los Pinos en las últimas dos décadas.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios