20 de Mayo de 2018

Opinión

Muchos no merecen estar

Algunos políticos que buscan candidatura se la han pasado twiteando, regalando boletos en las redes sociales, en pachangas y reuniones, pero no están concentrados en las actividades para las cuales fueron contratados.

Compartir en Facebook Muchos no merecen estarCompartir en Twiiter Muchos no merecen estar

Muchos de los que están en este momento ocupando un cargo público en los tres niveles de gobierno no merecen una segunda oportunidad, se la han pasado twiteando, regalando boletos en las redes sociales, en pachangas y reuniones, pero no concentrados en las actividades para las cuales fueron contratados.

Esperamos que los partidos no nos impongan a esos políticos porque, si de todas formas no hay muchas opciones para tener funcionarios de buena calidad, seguir arrastrando esta cadena nos llevará a elegir al menos malo, cuando debería ser a los mejores hombres y mujeres que hay muchísimos, pero que no son precisamente primeros en sus partidos políticos.

En este momento, de nueva cuenta las cabezas de grupo de los partidos, principalmente del PRI, PAN y PRD, que son los que normalmente ganan los espacios, tienen en sus manos la posibilidad de darle a la sociedad gente que realmente quiera trabajar por el desarrollo de la comunidad y dejar a un lado al amigo, al compadre y al que siempre, como chapulín, va saltando de puesto en puesto.

Recuerden que todo mal funcionario se nota, aunque los políticos y los partidos hagan por disimularlo y esconderlo. Si en verdad quieren al país y a Yucatán, demuéstrenlo eligiendo a los mejores candidatos, no se guíen ni por el corazón ni por cumplir lo que llaman compromisos.

Elijan pensando en quién puede trabajar realmente a favor del Estado y del país, y no sólo del círculo cercano de cuates.
Después no vengan a llorar y estar preguntado por qué perdieron, tampoco vengan a patalear porque la sociedad les retiró el apoyo, ni se quejen de que se les critique ni hagan manifestaciones multitudinarias. Las malas decisiones siempre traen malas consecuencias y para muestra hay miles, miles pero miles de casos en los tres niveles de gobierno.

Éstos que van a ser candidatos y el que gane, sobre todo, podrá eternizarse en el puesto, lo que significa que se les puede dar un poder sobre las demás personas, pueden tener un poder de influencia en sus partidos en los próximos años y si es un mal elemento por lógica va a pudrir más a los organismos.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios