12 de Diciembre de 2017

Opinión

Nuevos perfiles para maestros

El normalismo mexicano debe ser fortalecido para hacer más competitivos a los nuevos profesores, el cambio debe empezar desde arriba, no desde abajo.

Compartir en Facebook Nuevos perfiles para maestrosCompartir en Twiiter Nuevos perfiles para maestros

En su propósito de elevar la calidad de la enseñanza pública, la Secretaría de Educación pretende iniciar el próximo ciclo escolar (2015-2016) con nuevos planes y programas de estudio en las escuelas normales, ya que se han encontrado con que los egresados de esas casas formadoras de docentes no cuentan con las habilidades y herramientas necesarias para formar estudiantes competitivos, según lo demandan los actuales programas de estudio de Educación Básica.

Después de realizar una consulta a nivel nacional sobre un nuevo modelo educativo en la enseñanza superior, los resultados señalaron que urgen cambios radicales en lo referente a los programas de estudio y la currícula de la educación normal, pues los exámenes aplicados a los docentes para ingresar al servicio educativo reflejan muchas carencias de conocimientos o bien andan desfasados con los perfiles de egreso de los alumnos, dejando evidencia con el bajo número de ellos que obtuvieron un resultado “idóneo” para el servicio docente.

Imagínense, en una escuela promedio el colectivo docente está integrado por maestros con muchos años de antigüedad que enseñan y utilizan métodos tradicionales, otro tanto se conforma con maestros con estudios de licenciatura o maestría que enseñan de manera diferente, y aplican, según entiendan, el desarrollo de competencias en sus alumnos; al final los niños y jóvenes estudiantes llevan una trayectoria educativa formada en una diversidad de enfoques sobre la mejor forma de educar. Esta mezcolanza y disparidad sobre un modelo único de educación se refleja en los pobres resultados de nuestros alumnos cuando se les aplica una prueba del tipo de Enlace o PISA.

Aquí le doy la razón al secretario de Educación, Emilio Chuayffet, cuando afirma: “Es indispensable el análisis, revisión y reflexión profunda del modelo de formación de la educación básica, del servicio profesional docente, del conocimiento acumulado y los cambios acelerados que están sucediendo en México y el mundo”.

El normalismo mexicano debe ser fortalecido para hacer más competitivos a los nuevos maestros, el cambio debe empezar desde arriba, no desde abajo.

En las escuelas normales está el cambio, ya no deben ser reproductoras de ideologías políticas del pasado y, mucho menos, rehenes de intereses particulares. Bienvenidos los cambios que orienten hacia la educación integral de los estudiantes.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios