15 de Octubre de 2018

Opinión

La otra cara de los P’uusoob

La lógica de los mitos no necesariamente coincide con la racionalidad humana.

Compartir en Facebook La otra cara de los P’uusoobCompartir en Twiiter La otra cara de los P’uusoob

En muchos relatos de los P’uusoob o jorobados, se afirma que ellos eran sabios y por necesidad se refugiaron en las cuevas. De esta manera conservarían su forma de vida y las características de su raza.

Sin embargo, hay una versión muy frecuente en el medio rural yucateco que muestra a estos seres como faltos de sentido común o francamente tontos. José Tec Poot fue quien me narró un ejemplo de esta modalidad por primera vez.

Se dice que a los P’uusoob se les advirtió acerca de un gran diluvio sobre el mundo y por ello debían construir un barco. Los corcovados, como también se les llama a estos seres, pensaron hacerlo de madera, pero, como ésta se pudre con el agua, se desistieron.

Entonces se les ocurrió hacerlo de piedra y ponerle un hueco en el fondo para que el agua de la lluvia salga por allí. Cada vez que un campesino se encuentra una piedra de moler, conocida como metate, con un agujero en el fondo, cuenta este relato riéndose. 

Allan Burns convalida esta modalidad en el estado de Quintana Roo. Recopila una versión mucho más amplia y la vincula con la influencia del cristianismo, pero el mito conserva la misma estructura.

Extraña contradicción, pero la lógica de los mitos no necesariamente coincide con la racionalidad humana.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios