19 de Julio de 2018

Opinión

Paridad de género (1)

La verdadera paridad consiste en reconocer la igualdad en derechos, implica dos condiciones: la igualdad de oportunidades y la creación de condiciones para que esas oportunidades puedan aprovecharse por igual.

Compartir en Facebook Paridad de género (1)Compartir en Twiiter Paridad de género (1)

Las cuotas de género, cuotas de participación por sexo o de participación de mujeres, son una acción cuyo objetivo es garantizar la efectiva integración de ellas en cargos electivos de los partidos políticos y del Estado.

Es una medida de carácter compulsivo, que obliga a incorporar a mujeres en listas de candidaturas y transitorio, puesto que supone una vigencia sujeta a la superación de los obstáculos que impiden una adecuada representación de las  mujeres en los espacios de poder y representación política.

En el PRD, desde 1990 establecimos en nuestros estatutos que el 20% de las cuotas tenían que ser para mujeres y en el 2009 logramos el 50%, con lo que se alcanzó la vanguardia en este tema, siendo el PRD el pionero en la paridad de género en el país.

Pero la verdadera paridad consiste en reconocer la igualdad en derechos, implica dos condiciones: la igualdad de oportunidades y la creación de condiciones para que esas oportunidades puedan aprovecharse por igual.

En lo personal pienso que la paridad no debe estar en cuotas, sino en acciones y hechos concretos; las mujeres tienen que salir a competir con los hombres en igualdad de circunstancias, donde no sea el sexo lo que defina, sino la capacidad que cada uno tiene. 

Donde las candidaturas se ganen con el oficio y liderazgo político que representen, se ganen en la calle, en la base, con los militantes. Esa es la verdadera paridad de género.

Pero primero tenemos que lograr ese equilibrio y por eso en el Congreso del Estado hemos aprobado leyes que garantizan la igualdad entre el hombre y la mujer, aunque todavía falta mucho por hacer. En muchos municipios de Yucatán aún existe un machismo arraigado, donde las mujeres no pueden meterse en asuntos de política más que ir a votar por quien el marido les diga; esa discriminación que sufren las mujeres debe importarles a todos los partidos políticos para que, a través de las organizaciones de mujeres que tengan, salgan a combatir esa exclusión política que sufren las mujeres.

¿Cómo lo ve usted?M

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios