19 de Septiembre de 2018

Opinión

¿Quién dice que no se puede?

¿Qué pasaría si existiera la posibilidad de alargar las gubernaturas un año y medio más? ¿Quién diría que no se puede?...

Compartir en Facebook ¿Quién dice que no se puede?Compartir en Twiiter ¿Quién dice que no se puede?

¿Qué pasaría si existiera la posibilidad de alargar las gubernaturas un año y medio más? ¿Quién diría que no se puede? Si finalmente las leyes están hechas para respetarse y modificarse cuando dicen NO.

Cuántos estados con congresos apabullantes y con la maquinaria perfecta estarían afinando los detalles, sino es que ya los tienen ¿Quién sería el insensato y valiente que dijera?: es imposible, es anti constitucional, es aberrante, no se puede... ¿Quién sería el insolente, el mentecato, el atrevido… Usted, yo, o acaso el pueblo?
Esto es una locura que sólo a mí se me ocurre. Miren que regresar a uno de los paradigmas de la mismísima Revolución… Suena aberrante, descabellado. Pero, no imposible.

Porfirio Díaz duró 30 años en el poder porque la Constitución de 1857 permitía la reelección. Y permaneció en el poder porque las elecciones eran un elemento decorativo.

Cuando Madero inicia su lucha revolucionaria, emite en el plan de San Luis la frase "Nunca más gobiernos perpetuos y ciudadanos oprimidos, depongamos al dictador; Sufragio Efectivo, No reelección".

Y desde entonces sonaba imposible perpetuarse en el poder. Bueno, eso en la letra, porque Víctor Cervera Pacheco, ex Gobernador de Yucatán,  fue el primero en demostrar que el “Sufragio Efectivo, No reelección" es una jalada.

Y al checar esta posibilidad, en algunos estados donde este 7 de julio de 2013 hubo elecciones hay todas las condiciones para repetir esta hazaña lograda  por Cervera Pacheco, único mexicano que luego de la Revolución se hizo del poder por 10 años, cuando la Constitución establece que el período máximo para gobernadores y presidentes es de seis años.

En Yucatán el General Gracialiano Alpuche Pinzón solo duró dos años en la gubernatura, porque su inexperiencia causó ingobernabilidad. Y el 16 de febrero de 1984 pidió licencia "por motivos de salud", presionado por el Secretario de Gobernación Manuel Bartlett Díaz. Víctor Cervera Pacheco lo sustituyó y consiguió que su Congreso modificara la Constitución para dejar un margen suficiente que le permitiera permanecer en la gubernatura. Tras concluir su primer período en 1988, fue llamado por el presidente, Carlos Salinas para que se hiciera cargo de la Secretaría de la Reforma Agraria.

“Gracias” a diferentes modificaciones a la Constitución del Estado en el interinato de Dulce María Sauri Riancho, a fin de “ajustar” los cambios de poder, además de que se creó el llamado miniperíodo, también se abrió la oportunidad que permitió a Cervera Pacheco postularse como candidato de unidad por el PRI y ganar el proceso de 1995, con lo que se hizo gobernador por segunda ocasión.

Este escenario ochentero se repetiría si se toma en cuenta que en algunos estados donde hubo elecciones se propusieron Dictámenes con Minutas  Proyectos de Decreto de las Constituciones Políticas de algunos de los 14 Estados donde hubo procesos electorales.

¿Qué se buscó con el o los “decretos”? Acortar el periodo de mandato de los poderes ejecutivos de cada entidad. Pero además abriendo una gran posibilidad de permanecer un año y medio más en algunos casos.

Si en 2016 se elegirá gobernadores en algunos estados por un año y medio, luego de que se busca homologar las fechas electorales con las federales para 2018, uno se preguntaría ¿Quién va a querer ser gobernador por un año y medio?

¿No sería más fácil permanecer con otro “decreto” avalado por los diputados de esas entidades donde pudiera darse este escenario el permanecer en el cargo ese añito y medio de más, en tanto se lanzan las elecciones de seis años para el caso de gobernador en el 2018? Obviamente se incluiría un artículo transitorio.

Así se ahorrarían recursos electorales de más de 200 millones de pesos. Y se acotaría de tajo con ese periodo irregular que surgiría en 2016.

Y sin elección,  no hay reelección. Por lo que la pregunta es espontánea y obligada: ¿Quién dice que no se puede?

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios