19 de Junio de 2018

Opinión

Rock en tu idioma... y en tu esencia

Definitivamente el pachuco irreverente del siglo pasado, es toda elegancia ante la evolución “fashionista” y la visión de la estética futurista…

Compartir en Facebook Rock en tu idioma... y en tu esenciaCompartir en Twiiter Rock en tu idioma... y en tu esencia

“El sabor de la uva morena… me gustó el de la rubia también…”, esta mañana traía en la cabeza frases que podría llamar célebres y hasta de uso obligado, que forman parte de algún tema o alguna canción… y esto gracias a las “pintas”, que están apareciendo en bardas de nuestras ciudades en blanqueadas paredes y con letras varias de poesía mundial y sobre todo latina…

Pero me enfoqué en la música y aún más en el “rock en tu idioma”, ya que la tendencia en los últimos años es recordar y rescatar toda esa música que hizo felices a adultos jóvenes que ya andan en el tercer, cuarto y hasta quinto piso de su edad.

“Es por amor, que al mundo yo le hago frente…”, grito masivo de una juventud en pleno descubrimiento de lo que es capaz de hacer por un ideal…

 “Estoy parado sobre la muralla que divide, todo lo que fue de lo que será…”, momento decisivo en búsqueda de un futuro mejor, en un pasado perdido… 

“Llegando a la fiesta, te veo besándote con otro… yo no lo quiero, hoy te tengo que olvidar…”, negación de la realidad, lecciones de vida y humillación eterna…

“Yo te prefiero, fuera de foco, inalcanzable…”, voyerismo aceptado, mórbidos pensamientos e intenciones nunca logradas…

“Nene, ¿qué vas a ser cuando seas grande?, ¿estrella del rock and roll, presidente de la nación?, ¿qué vas a hacer cuando alguien apriete el botón?”…,  hace tres décadas esta pregunta era bandera de una generación de millones, donde un solo individuo pudo ser mandatario del país, y pocos cientos verdaderas leyendas de la música, interpretando la analogía… ¿Dónde quedaron los otros millones que en algún momento estaban convencidos de ser los protagonistas de esta historia?, ¿y el final anunciado? … dejó de ser mecánico para convertirse en táctil… y aún no llega.

“No sé cómo te atreves a vestirte de esa forma y salir… así, en mis tiempos mi generación era decente y muy formal…”, definitivamente el pachuco irreverente del siglo pasado, es toda elegancia ante la evolución “fashionista” y la visión de la estética futurista…

“Ella existió, sólo en un sueño… él es un poema que el poeta nunca escribió…”, la pareja idealizada con la grandeza del universo y la fragilidad del pecado original… complicidad suicida…

“En algún lugar de un gran país, olvidaron construir… un hogar donde no queme el sol y al nacer no haya que morir…”, la fantasía eterna de la humanidad por un mundo sin sufrimiento y lleno de felicidad… al final sólo un cuento, que comparado con nuestra realidad, resaltamos aún más, nuestro dolor por vivir…

Y así… de nuestra memoria surgen las letras y frases que juntos cantamos, con los que en su momento fueron… guía, esperanza y grito de rebeldía de una generación… que no acaba de crecer… Groove on! 

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios