17 de Diciembre de 2017

Opinión

La ropa sucia

El programa Escudo Yucatán tiene muchas vertientes que tendrán que ser valoradas en su implantación como la política pública encargada de brindar mayor seguridad al Estado.

Compartir en Facebook La ropa suciaCompartir en Twiiter La ropa sucia

El programa Escudo Yucatán tiene muchas vertientes que tendrán que ser valoradas en su implantación como la política pública encargada de brindar mayor seguridad al Estado.

El grupo del gobernador Rolando Zapata Bello queda fortalecido al ser aprobada su iniciativa en materia de seguridad por la oposición en el Congreso del Estado. Se actualiza el marco jurídico, el blindaje tecnológico en el territorio estatal, así como la prevención social del delito.

En la parte oficial, en el PRI sale fortalecida la presidenta de la Junta de Gobierno y Coordinación Política del Congreso, Celia Rivas, pero también el secretario general de Gobierno, Roberto Rodríguez Asaf, quien sería el mayor beneficiado con esta aprobación, no sólo por el manejo mediático que se le dio, sino por el cabildeo que realizó ante diferentes sectores de la sociedad. Ya se le ve como posible aspirante al Poder Ejecutivo.

En el PAN las opiniones están divididas, sobre todo en lo que respecta al empréstito que se aprobó para la aplicación del programa, y es que desde antes que el líder de la fracción albiazul, Raúl Paz,  condicione la aprobación de Escudo de Yucatán a su propuesta contra la corrupción, empezó a pedir el apoyo de varios actores políticos para que se sumaran al Escudo.

El legislador Paz se reunió con el alcalde de Mérida, Mauricio Vila, para socializar la nueva ley de transparencia y la importancia que tiene; el alcalde escuchó toda la explicación del líder de su partido y le dijo: “Yo soy presidente municipal, este tema es del Congreso del Estado y tú como diputado tienes que cargar con los costos políticos”.

En el Comité Municipal del PAN en Mérida, su dirigente Jesús Pérez Ballote encabezó una reunión de trabajo, en la que se analizaron las condiciones en las que le dejaron la organización. La ex regidora Carmen González y el regidor Víctor Merari denunciaron que la directiva que encabezó Gerardo Bolio dejó una deuda de más de 400 mil pesos sin documentación que la sustente.

Ambos pidieron que de inmediato se mande a llamar al director de Servilimpia para que explique al Comité Directivo Municipal en qué se gastó ese dinero, a lo cual la secretaria general, Cinthia Valladares, replicó: No se equivoquen, la ropa sucia se lava en casa y no tiene por qué trascender que en el PAN existen desfalcos, además hay que cuidar las formas, Gerardo Bolio es funcionario y hay que cuidar al Ayuntamiento.

Formaron una comisión que estará integrada por Jesús Pérez, Cinthia Valladares y Yaneth Laucin para investigar dónde quedaron esos recursos, ya que varias entregas no especifican un solicitante, ni hay evidencia de que se otorgaron.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios