21 de Julio de 2018

Opinión

Turisteros, la Zona Sur también existe

La participación de actores turísticos de la Zona Sur en el Tianguis realizado en Cancún y la Riviera Maya es aislada, tímida...

Compartir en Facebook Turisteros, la Zona Sur también existeCompartir en Twiiter Turisteros, la Zona Sur también existe

La participación de actores turísticos de la Zona Sur en el Tianguis realizado en Cancún y la Riviera Maya es aislada, tímida, improductiva. De hecho, su participación estaba en duda hasta hace pocos días debido a la supuesta falta de presupuesto, aunque todos sospechan que por nula voluntad.

De no haber sido por la instrucción del gobernador Roberto Borge acerca de que los Fideicomisos de Promoción deben entrar al quite y suplir esta ausencia relativa, los sureños habrían cuantificado saldo negativo.Imperdonable en estos tiempos.

Quien haya leído los detalles de estas actividades turísticas (las más importantes del año en México), notará que algunos empresarios reunieron determinada cifra para instalarse con módulos en las sedes y promocionar allí las bellezas inigualables de Chetumal, Bacalar y la Costa Maya. Muchos no pudieron conseguir la cantidad o, mejor dicho, prefirieron no apostar.

Pese a que la Zona Sur fue automarginada o marginada –está por verse–, sus innumerables atractivos están a la vista, aun cuando son poco admiradas porque los esfuerzos se orientan más a difundir Cancún, Playa del Carmen, Tulum y Cozumel, donde hay infraestructura suficiente y los interés políticos son mayores.

Por momentos parecen olvidar que la capital es Chetumal, donde residen los poderes republicanos y en donde gravitan otros con peso en asuntos de seguridad nacional y comercio internacional por su condición fronteriza con Centroamérica.

El Río Hondo y su ribera; Bacalar como Pueblo Mágico, su envidiable laguna y sus pueblos pintorescos; los sitios arqueológicos de Othón P. Blanco, y Mahahual con su hermosa costa, pueden y deben participar en actos tan relevantes como estos.

De haber planeado y exigido una participación más justa, olvidandola modestia, los empresarios hoteleros y de otros giros habrían ganado en ocupación, compras y promoción en México y el mundo, lo cual siempre anhelan. Y cuando esta absurda apatía de quienes deben ser los más interesados abona a la indiferencia de ciertas autoridades, la culpa es compartida.

Recientemente, por ejemplo, autoridades estatales de Turismo minimizaron el potencial de esta región por asuntos más burocráticos que por factores tangibles, como sus innumerables bellezas. Es condenable, por supuesto.

Los hombres de negocios nativos de la Zona Sur deben entender que la economía del norte de Quintana Roo está preparada para el alto servicio. Ya no sólo implica la “calidad del servicio”, sino que están naciendo otros conceptos con perfeccionados servicios y actividades profesionales que no encajan en la versión añeja del turismo. Aquí figuran la cultura, el deporte, el ecoturismo y diversas actividades creativas que la Zona Sur ofrece de manera natural.

Por si fuera poco, no cuentan con el respaldo de un Municipio endeudado, con funcionarios ineficientes y un primer edil enfrascado con sectores estratégicos y más preocupados por llegar a la quincena que en apoyar proyectos comunes o grupales ajenos.

No se trata, en todo caso, de restar protagonismo a Cancún o la Riviera Maya, dos potencias mundiales en la materia, reconocidas por su capacidad para recibir a millones de visitantes, sino de sumar a dicho éxito a la Zona Sur con todas sus cualidades.

A este éxito sin parangón en el país debe sumarse también la Zona Maya, compuesta por municipios riquísimos en tradiciones, costumbres, deberes y quehaceres, admirados desde tiempos remotos por distintas civilizaciones, pero desconocidos por millones de coterráneos.

No se vale. Los empresarios de la Zona Sur deben recuperar tiempo y terreno perdidos. Desde las oficinas climatizadas poco pueden hacer en estos encuentros con trascendencia mundial, un escaparate que lo ven pasar de noche en su propia casa.

Al final del día el beneficio debe ser para todo Quintana Roo, y mucho tienen por hacer los políticos y empresarios del sur.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios