23 de Septiembre de 2018

Opinión

Una feria sin delfines

Si bien la ley establece la prohibición de exhibir animales en espectáculos itinerantes, no existe diferencia entre tener a los delfines en cautiverio, en un lugar fijo, exhibirlos y rentarlos.

Compartir en Facebook Una feria sin delfinesCompartir en Twiiter Una feria sin delfines

El anuncio de que este año la Feria de Xmatkuil no contará con el espectáculo de los delfines no le gustó a muchos, pues es un espectáculo muy atractivo y se dice que se combinaba el show con la delfinoterapia aplicada a niños.

Pero este año las reglas del juego han cambiado, debido a que el pasado día 8 de julio entró en vigor la ley que prohíbe el uso de animales silvestres en los circos y que fue ampliada para incluir también los espectáculos itinerantes que utilicen mamíferos marinos.

El presidente Enrique Peña Nieto promulgó reformas al Artículo 78 de la Ley General de Vida Silvestre, que prohíbe el uso de animales silvestres en circos. El Congreso de la Unión votó a favor de prohibir el uso de animales silvestres y exóticos, incluidos elefantes, grandes felinos y primates, en los circos.

El Senado aprobó los cambios a la ley con 93 votos a favor y 1 en contra, y la Cámara de Diputados votó 267 a favor y 66 en contra. La entrada en vigor de esta reforma a la ley vino a desequilibrar el negocio de los circos, cuyo atractivo principal eran los animales, pues al no permitirse la exhibición itinerante de ejemplares de la vida silvestre y exóticos sus ganancias se vieron dañadas y los empresarios circenses tuvieron que cambiar el elenco de sus espectáculos para poder seguir funcionando. 

Quienes violen la ley serán sancionados con una multa de entre 50 y 50,000 salarios mínimos -entre 3,500 y 3.5 millones de pesos-. La reforma indica en sus transitorios que los circos deberán reportar al Gobierno Federal qué animales silvestres poseen, con el fin de que esta información sea compartida con los zoológicos y éstos decidan si quieren quedarse con algún ejemplar.

Esta restricción ya provocó que un circo abandonara ejemplares en un terreno ubicado en una comisaría de Mérida, animales que fueron rescatados por personal de la Profepa y enviados a los zoológicos del Centenario y Animaya para que sean atendidos mientras se resuelve el procedimiento administrativo correspondiente. Si bien la ley establece la prohibición de exhibir animales en espectáculos itinerantes, su humilde servidor no ve mucha diferencia entre tener a los delfines en cautiverio, en un lugar fijo, exhibirlos y rentarlos y el espectáculo que presentaban en la feria yucateca.

Considero que se debe aplicar la ley parejo y que en esta restricción entren también los delfinarios establecidos en todo el país, como dice mi sobrinito: “Pallejura es pallejura”.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios