20 de Noviembre de 2018

Opinión

Una larga lucha democrática (1)

El primer Comité Regional lo presidió el destacado Dr. Benito Ruz Quijano, acompañado de los ciudadanos Ramiro Bojórquez, Francisco Zubieta, Carlos P. Escoffié y Enrique Ponce Alonzo, entre otros.

Compartir en Facebook Una larga lucha democrática (1)Compartir en Twiiter Una larga lucha democrática (1)

Hace 74 años -30 de marzo de 1940- en la casa marcada con el número 482 de la calle 64 de nuestra ciudad, un grupo de entusiastas ciudadanos se reunieron para reorganizar en definitiva -funcionaba antes de manera provisional- el primer Comité Regional del PAN en Yucatán.

El PAN en México se había fundado apenas en el mes de septiembre del año anterior y Yucatán no podía quedarse al margen de tan inusitado movimiento nacional que perseguía la recuperación moral de la política.

El primer Comité Regional lo presidió el destacado Dr. Benito Ruz Quijano, acompañado de los ciudadanos Ramiro Bojórquez, Francisco Zubieta, Carlos P. Escoffié y Enrique Ponce Alonzo, entre otros.

La bonanza se reflejaba en que apenas en el mes de febrero de ese año se exportaron desde Progreso hacia Nueva York y Nueva Orleáns 3.5 millones de kilogramos de henequén y 251 fardos de chicle.

Bonanza que contrastaba con el clima de violencia, corrupción y deshonestidad política en nuestro país. En el mundo la guerra se iniciaba con su cauda de desgracia en muertos y daños materiales.

La moda cultural y política de la época -por decirlo de alguna manera- eran el nazismo de Hitler, el fascismo de Mussolini, el comunismo de Stalin, Franco en España. Todos ellos sistemas totalitarios. Y a contracorriente de esa moda, Acción Nacional nació hablando de democracia, libertad, estado de derecho, derechos cívicos, bien común.

Por esos días se desarrollaba en el país una campaña de sucesión presidencial que terminó en el consabido fraude electoral.

El PAN decidió no postular candidato alguno. Su alta finalidad no era apoyar una coyuntural y anecdótica aventura electoral, sino generar la impronta de la democracia y del civismo que adecentara y moralizara la política.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios