14 de Diciembre de 2017

Tecnología

Jóvenes mexicanos podrían llevar su tecnología a Marte

Pertenecen a UNAM SPACE, que inició en 2012 y se conforma de cinco ingenierías.

Lo jóvenes  están luchando porque al menos algún componente de su creación sean parte de la primera misión a Marte. (Julio César Hernández/Forbes)
Lo jóvenes están luchando porque al menos algún componente de su creación sean parte de la primera misión a Marte. (Julio César Hernández/Forbes)
Compartir en Facebook Jóvenes mexicanos podrían llevar su tecnología a MarteCompartir en Twiiter Jóvenes mexicanos podrían llevar su tecnología a Marte

Agencia
Ciudad de México.- Ocho jóvenes estudiantes, siete de la UNAM y uno del IPN, están luchando porque el más reciente de sus robots o al menos algún componente de su creación sean parte de la primera misión a Marte.

“Nosotros queremos ser los primeros jóvenes que lleven tecnología mexicana a Marte”, comentaron Jessica Reyes y Juan Carlos Mariscal, estudiantes de la Facultad de Ingeniería de la UNAM en el marco del Campus Party, informa Forbes México.

Ellos pertenecen a UNAM SPACE, que inició en 2012 y se conforma de cinco ingenierías: Computación, Mecánica, Mecatrónica, Industrial, Eléctrica y electrónica. Su objetivo es desarrollar robots de exploración espacial.

También te puede interesar: ¡Más sorpresas! Facebook planea construir un pueblo

En Polonia, su robot se enfrentará a una serie de pruebas en una simulación análoga del entorno hostil, muy parecido a la superficie de Marte, además de experimentar los efectos psicológicos en el ser humano con ayuda de la inteligencia artificial.

Un primer prototipo del robot fue desarrollado para el Sample Retum Robot Challenge, competencia que se llevó a cabo entre 2015 y 2016 organizada por la Administración Nacional de Aeronáutica y el Espacio (NASA, por su siglas en inglés).

Ese mismo robot fue perfeccionado para la misión análoga PMAS (Polar Mars Analog Simulation) en Polonia”, dijo Juan Carlos Mariscal.

“El sueño de muchos de nosotros es, o ser astronautas o ver algo de nuestra tecnología que desarrollamos aquí, en Marte. Lo que queremos es que México colabore con misiones espaciales, no con piezas chiquitas o con lo que alguien no quiere”, comentó Carlos Mariscal.

El objetivo de los estudiantes en la competencia en Polonia, que dura dos semanas, es hacer un robot que cualquier astronauta pueda manejar y que él mismo pueda arreglar.

Este logro es el resultado del esfuerzo de estos jóvenes y su ingenio, ya que el principal obstáculo que han enfrentado es obtener recursos.

“El robot tiene hasta cuerdas de cortinero, porque realmente los recursos son limitados y tenemos que lograr que las cosas funcionen con eso”, comentó Jessica Reyes, estudiante de la Facultad de Ingeniería de la UNAM.

Para llegar a este punto han invertido tiempo, ingenio y cerca de 800,000 pesos. “No hemos recibido ni un peso del gobierno mexicano. El apoyo llegó de la UNAM, a través de sus coordinaciones de innovación y desarrollo, la Sociedad de exalumnos de la Facultad de Ingeniería. Ellos han recaudado la mitad del dinero”, comentaron los jóvenes.

UNAM SPACE ha fabricado tres robots que han participado en diferentes competencias de la NASA. El primero se llamo Cougar, el segundo Robert-O y el tercero Robert-Two.

“El segundo robot, así como lo vieron, le ganó a uno que llegó del MIT”, comentó Carlos Mariscal.

Al equipo de UNAM SPACE también está pensando participar en otra misión que se llevará acabo en el desierto de Utah, en Estados Unidos.

Emprender

El año pasado el equipo de UNAM SPACE ganó uno de los premios más importantes que da la Federación Nacional de Astronáutica al mejor proyecto a nivel internacional que se haga en equipo.

“Los mexicanos estamos a la altura, no tenemos que pedirle nada a nadie”, dijo Jessica Reyes.

La prueba en Polonia quizá sea el primer paso para que las ideas de estos jóvenes lleguen al espacio. Aunque uno de los propósitos de este equipo es crear una empresa aeroespacial.

“El plan del equipo es aprovechar muchas de las aplicaciones y elementos que contiene el robot para comercializarlos. Lo que estamos haciendo, aunque apenas estamos en proceso de incubación, es convertirnos en una empresa”, dijo Carlos Mariscal.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios