Google pagó 1,000 millónes de dólares de más por Youtube

Cuando Chad Hurley, Steve Chen y Jawed Karim crearon YouTube en el año 2005, con seguridad no se imaginaron que estaban en presencia de la gallina de los huevos de oro.
La popularidad del sitio lo convirtió rápidamente en un símbolo de la denominada Web 2.0, destacando por la facilidad con que los usuarios podían subir sus videos y lo adictivo que era para muchos revisar constantemente los videos más populares.
Hacia fines del año 2005 el sitio era visitado unas 50 millones de veces al día y al año siguiente superaba holgadamente las siete mil millones de visitas diarias.
Estos impresionantes números llevaron al sitio a ser el objeto de deseo de muchas compañías, algunas buscando imitar su éxito mientras otras simplemente utilizaron el antiguo método del maletín lleno de dinero para tentar a sus creadores.
Finalmente fue Google quien adquirió el sitio en Octubre del 2006, para lo cual desembolsó 1.650 millones de dólares. Una suma que a todas luces sonaba elevada pero que para Google era perfectamente justificable.
Ahora nos enteramos que Eric Schmidt (CEO de Google) tenía en sus manos un informe que valoraba a YouTube entre 600 y 700 millones de dólares, por lo que el sobreprecio que Google estuvo dispuesto a pagar por el sitio de videos alcanzó a los 1.000 millones de dólares.
Explicaciones para cancelar una suma tan elevada por sobre el valor real de la compañía pueden haber muchas, lo más probable es que si Google no ponía tanto dinero sobre la mesa habría sido otra la que se habría quedado con el sitio. Al final lo único claro es que Google no tenía problemas de caja para adquirir el sitio y que, al final, terminó siendo un muy buen negocio.

youtubeCuando Chad Hurley, Steve Chen y Jawed Karim crearon YouTube en el año 2005, con seguridad no se imaginaron que estaban en presencia de la gallina de los huevos de oro.

La popularidad del sitio lo convirtió rápidamente en un símbolo de la denominada Web 2.0, destacando por la facilidad con que los usuarios podían subir sus videos y lo adictivo que era para muchos revisar constantemente los videos más populares.

Hacia fines del año 2005 el sitio era visitado unas 50 millones de veces al día y al año siguiente superaba holgadamente las siete mil millones de visitas diarias.

Estos impresionantes números llevaron al sitio a ser el objeto de deseo de muchas compañías, algunas buscando imitar su éxito mientras otras simplemente utilizaron el antiguo método del maletín lleno de dinero para tentar a sus creadores.

Finalmente fue Google quien adquirió el sitio en Octubre del 2006, para lo cual desembolsó 1.650 millones de dólares. Una suma que a todas luces sonaba elevada pero que para Google era perfectamente justificable.

Ahora nos enteramos que Eric Schmidt (CEO de Google) tenía en sus manos un informe que valoraba a YouTube entre 600 y 700 millones de dólares, por lo que el sobreprecio que Google estuvo dispuesto a pagar por el sitio de videos alcanzó a los 1.000 millones de dólares.

Explicaciones para cancelar una suma tan elevada por sobre el valor real de la compañía pueden haber muchas, lo más probable es que si Google no ponía tanto dinero sobre la mesa habría sido otra la que se habría quedado con el sitio. Al final lo único claro es que Google no tenía problemas de caja para adquirir el sitio y que, al final, terminó siendo un muy buen negocio.

Tomado de Fayerwayer.com

Christian Coquet

Diseñador gráfico por profesión y Geek por convicción. Integrante de la familia SIPSE desde 2002. Blogeo desde 2006 artículos de tecnología, diseño, video y fotografía. Busca todos los lunes mi columna Té de Tecno en las páginas de Milenio Novedades.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *