10 de Diciembre de 2018

Yucatán

Meridanos retiran alhajas de cajas de seguridad: robos en casas aumentarían

'Psicosis' provoca largas filas de arrendatarios de esas empresas en Mérida para retirar sus pertenencias.

Largas filas se registraron ayer en empresas donde se rentan cajas de seguridad. (Milenio Novedades)
Largas filas se registraron ayer en empresas donde se rentan cajas de seguridad. (Milenio Novedades)
Compartir en Facebook Meridanos retiran alhajas de cajas de seguridad: robos en casas aumentaríanCompartir en Twiiter Meridanos retiran alhajas de cajas de seguridad: robos en casas aumentarían

Mérida, Yuc.- Debido a la 'psicosis' generada por las presuntas arbitrariedades cometidas por la Seido al confiscar mil 500 cajas de seguridad en la sucursal de Cancún, cientos de usuarios de “First National Security” realizaron este lunes largas filas para sacar sus bienes en esa empresa y de otras dos en la capital yucateca, lo que podría generar un problema a nivel nacional debido a que se trata de franquicias que operan en todo el país.

Además de la afectación a “First National Security”, ubicada en Prolongación de Paseo de Montejo, hubo un intenso movimiento en las empresas de renta de cajas de seguridad “Stonewall” (situada en la avenida José Díaz Bolio por 21 de la colonia México Oriente) y “Cisty Safe” (en la calle 18 por 21 de la colonia México).

El retiro masivo de bienes como alhajas de gran valor puede propiciar un elevado incremento en los robos a casa habitación, pues los ladrones buscarán hacerse de esos preciados objetos, que antes estaban resguardados en cajas de seguridad”, señalaron fuentes cercanas a esta empresa.

 

Como publicamos, el viernes pasado elementos de la Seido, apoyados por la Policía Federal, Ejército y Marina, realizaron el decomiso de mil 500 cajas de seguridad de “First National Security” en Cancún, sin mostrar una orden de cateo, así como también destruyeron a mazazos las bóvedas en donde estaban los recipientes.

El domingo pasado decenas de usuarios se presentaron a la franquicia de esa empresa en Mérida para retirar sus objetos de valor y documentos de las cajas de seguridad que rentaban; sin embargo, ayer lunes se intensificó para retirar los objetos, documentos y bienes de valor que estaban en “First National Security”.

La gente llegaba para sacar sus cosas del lugar con bolsas, mochilas, maletas o portafolios, lo que hizo que se formaran a largas filas, motivados por la psicosis de que les fueran aseguradas por la PGR sin motivo aparente.

Por otra parte, en la Cámara de Diputados, el legislador quintanarroense José Luis Toledo denunció las irregularidades en el decomiso de las mil 500 cajas de seguridad en Cancún.

El 9 de octubre del año en curso, a las 2 de la madrugada, la Policía llamó al representante legal de “First National Security” en Cancún, Santiago Ancona Teigell, para avisarle que se dispararon las alarmas del negocio.

Ancona Teigell se presentó al lugar y, al querer entrar, agentes de la Seido, Marina, Ejército y Policía Federal, le informaron que se trataba de una orden de cateo, pero no presentaron ningún documento, se llevaron todas las computadoras con la lista de las mil 500 personas que tienen sus cajas ahí.

El afectado contrató a unos abogados que fueron a la Ciudad de México y se presentaron en la Seido para que les mostraran el expediente y supieran de qué se le acusa a la empresa y qué están buscando, pero se les negó el acceso al expediente y no les dieron ninguna explicación.
Este negocio, que tiene 26 años, renta las cajas a personas que van a guardar lo más querido y valioso para ellos. Cualquier persona puede llegar con un maletín, rentar una caja y meter el contenido de éste sin que se sepa lo que guarda.

La Seido, Marina y PGR ya comenzaron a violar (destrozar) las cajas de seguridad de estas mil 500 personas y el contenido lo están vaciando en bolsas de plástico negras para subirlas a un camión y llevárselas a la Ciudad de México, sin que esté presente un notario que de fe de lo que hay en las cajas. Este actuar de las autoridades es anticonstitucional, ilegal y arbitrario. Vulnera todos los derechos de los clientes y su privacidad.

Hay mil 500 personas en total indefensión porque la Seido les dijo que los que quieran ir a la capital del país a recoger sus pertenencias tienen que mostrar facturas de lo que hay en ellas, cosa que puede ser imposible para muchos, porque incluso hay alhajas heredadas de abuelos o bisabuelos, que no tienen factura.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios