26 de Mayo de 2018

Yucatán

Convierten emblemática avenida en un bazar

A iniciativa de un par de extranjeros, unas 40 personas se establecen en las aceras de Paseo de Montejo para vender productos poco comunes.

En pleno Paseo de Montejo, un grupo de personas instala, todos los domingos, un bazar de productos poco comunes. La imagen fue tomada de la página de Facebook 'Le Bazar Paseo de Montejo'.
En pleno Paseo de Montejo, un grupo de personas instala, todos los domingos, un bazar de productos poco comunes. La imagen fue tomada de la página de Facebook 'Le Bazar Paseo de Montejo'.
Compartir en Facebook Convierten emblemática avenida en un bazarCompartir en Twiiter Convierten emblemática avenida en un bazar

Agencias
MÉRIDA, Yuc.- El Paseo de Montejo, emblema urbano de Mérida, que se engalana con inmuebles de estilo lo mismo ecléctico afrancesado, que Morisco o renacentista, es huésped, desde hace unos meses, de un bazar.

Estas jornadas dominicales, que encabeza un matrimonio francés, reúne cada domingo tanto a yucatecos como turistas nacionales y de otros países que adquieren productos poco comunes.

El grupo, integrado por personas de 40 años o más se da a sí mismo, la oportunidad de tener un ingreso extra o es el sostén de quienes carecen de un empleo formal.

"Era necesario, era algo que hacía falta en el Paseo de Montejo y por eso lo pensamos y lo echamos a andar", comenta al respecto Marylin Caiffun, al referirse a ese proyecto, impulsado por su esposo, Philippe Caifunn.

El matrimonio francés-yucateco tiene un café muy visitado en dicha avenida, justo donde se desarrolla ese bazar. Allí, personas como María Inés Chávez Ivar ha mejorado su situación y contribuido a darle un nuevo giro a Montejo, como también se le conoce.

De 56 años, la orginaria del Distrito Federal vino a Mérida hace 25, con toda su familia (esposo e hijos), entre otras causas "por el susto del sismo", que poco a poco nos llevó a tomar la decisión de venir a provincia.

Aquí en Mérida, dijo, estamos contentos, pues es una comunidad tranquila, en la que se vive muy bien. Nos hemos integrado bien, agregó en entrevista con Notimex.

De acuerdo con los promotores, el bazar cuenta con el visto bueno de las autoridades municipales

María Inés comenzó vendiendo toallas bordadas y otros productos; pronto agregó miel yucateca y café chiapaneco que vende en conjunto con un socio.

Por su lado, otra mujer venida de la ciudad de México, pero originaria de Guerrero, Gabriela Aguilar encontró en este espacio una opción para autoemplearse y dar rienda suelta a su creatividad.

Aguilar, de 45 años y quien autoemplea elabora muñecos hechos con calcetines con los que además de tener un ingreso, promueve el reciclaje.

A su vez, Roberto Canatta, italiano de nacimiento, pero ya nacionalizado mexicano, es otro de los oferentes en este bazar. Con base en su experiencia en el manejo y procesamiento de lácteos y productos orgánicos, se ha abierto camino.

Canatta, con apoyo de su esposa, Cristina Paris, estableció en un rancho, en el municipio de Oxkutzcab (sur del estado) una "quesería artesanal", y con tecnología moderna pasteuriza, enfría y procesa la leche de sus vacas en queso, que luego vende en el bazar y en un local que tiene en una exclusiva plaza comercial de esta capital.

En Oxkutzcab, los Canatta crearon un paseo familiar al que llama la "Ruta del Queso y el Pan", en el que enseñan a adultos y niños a ordeñar a las vacas y a convivir con los animales.

Otro caso es el de Lorenza Villa Arredondo, mujer de 75 años, originaria de Chihuahua, con 30 años de vivir ya en Mérida y quien se dedica a la pintura y a la escultura en piedra caliza, como parte de su tarea para sobrevivir.

Narró que tiene ya tiempo realizando esta actividad los domingos, iniciando en el programa "Mérida en Domingo" (en el Centro Histórico), pero tras un período de enfermedad ya no pudo regresar al sitio que ocupaba.

Empero, ahora expone y vende en el Paseo de Montejo, además la de la Casa de las Artesanías de esta misma ciudad, donde trabaja con apoyo de instancias estatales.

A decir de Marylin Caiffun, la idea de establecer este Bazar, que cuenta con el aval y autorización del Ayuntamiento de Mérida, le ha dado más vida al Paseo de Montejo en un día en el que sus calles se cierran por varias horas en la mañana para darle paso a la "Bici-Ruta", proyecto impulsado por la autoridad municipal.

"Era necesario hacerlo en un lugar como el Paseo de Montejo, es una bella avenida, es el equivalente de los Campos Elíseos de París aquí en México", se anima.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios